Al momento

Honda City 2021 vs Kia Rio Sedán, frente a frente

City vs Rio frente a frente

La introducción del Honda City 2021 al mercado mexicano nos obliga a ponerlo frente al Kia Rio Sedán, uno de los más populares del segmento.

Estamos ante dos autos de la categoría más importante en México, el de los sedanes subcompactos o segmento B, considerando también que ambos se renovaron recientemente aunque el Honda City tuvo una nueva generación y el Kia Rio solamente un actualización estética muy ligera y nuevas versiones. Elegimos al Rio Sedan para comparar el recién llegado porque es uno de los más vendidos del segmento y también porque fue el auto que revolucionó al segmento con su llegada hace casi un lustro.

Habiendo manejado y probado ambos ya, podemos hablar de mucho más que solo una ficha técnica y de equipamiento o precios. Tenemos sensaciones de conducción, consumos, números de aceleración y frenada e impresiones de calidad de ensambles.

Con su nueva generación, el Honda City 2021 al fin se pone a la altura de sus rivales desde el punto de vista de seguridad, con seis bolsas de aire y ESP en todas sus versiones y la calidad de los materiales también acorde a lo visto en el segmento, con ensambles que nos parece sumamente buenos y en la línea de lo que Honda suele hacer sin importar que se trate de su modelo más barato, poniéndolo incluso un pequeño peldaño por encima del Rio en este apartado.

Honda City 2021 - Test técnico

Mecánicamente ambos montan motores de cuatro cilindros con 1.5 litros para el Honda y 1.6 litros para el Kia, con 119 y 121 hp respectivamente. El Kia Rio Sedán es más rápido y no por un margen pequeño, pues el Rio acelera a 100 km/h en 13.6 s y el City lo hace un segundo más lento, en 14.6. La frenada tiene contrastes, porque el Kia Rio sale con 38.1 m mientras que el Honda City se estira hasta los 44.4 metros y queda dentro de lo esperado del segmento en una métrica en la que el Rio es sobresaliente.

Luego está un factor que nos parece clave cuando hablamos de autos en esta categoría, los consumos. Aquí el Rio sufre de más por las mismas relaciones cortas que lo ponen al frente en la aceleración, pues en manejo mixto obtuvimos 11.9 km/l por 13.7 km/l del Honda, respaldado por un motor más eficiente en rangos bajos gracias al i-VTEC y por una caja CVT menos enérgica pero mucho más eficaz para reducir el rango de giro del motor a velocidades crucero.

City vs Rio frente a frente

Honda City Kia Rio Sedán
Motor: 4 cilindros, 1.5 litros, 119 hp y 107 lb-pie 4 cilindros, 1.6 litros, 121 hp y 111 lb-pie
Transmisión Manual de 6 velocidades o automática CVT Manual o automática de 6 velocidades
Frenos: Disco ventilado/tambor Disco ventilado/disco
Consumo en pruebas
Mixto: 13.7 km/l 11.9 km/l
*0 a 100 km/h: 14.6 s 13.6 s
*100 a 0 km/h: 44.4 m 38.0 m
Cajuela: 519 litros 387 litros
Versiones y precios:
*Datos obtenidos con el equipo de pruebas Vbox proporcionado por Race Tools México Uniq MT: 306,900 pesos L TM: 248,900 pesos
Sport CVT: 337,900 pesos L TA: 263,900 pesos
**Prime CVT: 369,900 pesos LX TM: 280,900 pesos
LX TA: 295,900 pesos
EX TA: 321,900 pesos
S Pack: 346,900 pesos

Equipamiento y precios

Hablando ya del análisis de versiones, precios y relación precio beneficio, llegamos al que puede ser el punto más débil del Honda, un coche agradable por la experiencia de manejo y acabados pero cuyos precios se encuentran, en cada una de las tres variantes, como los más elevados del segmento además de que consideramos que la hace falta equipamiento en los primeros dos acabados, algo que se ejemplifica perfectamente bien al compararlo contra el Rio, el coche que democratizó el equipamiento en este nicho.

La versión de acceso del Hona City, denominada Uniq, cuesta 306,900 pesos y tiene caja manual. Una comparable del Kia Rio sería la LX TM que cuesta 280,900 pesos, 26 mil menos y que no obstante tiene el mismo equipamiento de seguridad, pero sí cuenta con una muy valiosa pantalla táctil de siete pulgadas con interfaces Android Auto y Apple CarPlay que en el City se ofrece solamente hasta la versión Prime tope de gama, de casi 370 mil pesos. También está el hecho de que el City no tiene cámara de reversa sino hasta la tope, algo que el Rio ofrece de serie y que el City no puede tener asientos de piel, que el Rio tiene desde la EX TA, que queda por sus 321,900 pesos a un paso medio entre el City Uniq y el City Sport de 336,900 pesos.

Además, este grado intermedio del Rio tiene apertura de cajuela inteligente, espejos laterales calefactados, faros de niebla, palanca y volante forrado en piel (de serie desde el LX), conectividad inalámbrica y llave inteligente. La versión Prime del City tiene todo esto que a las versiones de acceso les falta e incluye hasta el sistema Honda LaneWatch que tanto nos gusta, pero por 369,900 pesos es complicado justificarlo cuando el Rio S Pack tope de gama está 23 mil pesos abajo y tiene igualmente un nivel de equipamiento muy completo.

En lo que el City parece superior y no solamente en este comparativo sino ante todo el segmento es en la habitabilidad, pues la segunda banca es más amplia y especialmente sale a la cabeza en el espacio en cajuela, con 519 litros frente a los 387 del Rio. Para poner en perspectiva que tan grande es el maletero del City y lo bien aprovechado que está el volumen interior, basta con mirar al Accord, que está dos segmentos arriba, es mucho más largo y se queda en 471 litros.

City vs Rio frente a frente

Así, las conclusiones son favorables para el coreano hecho en Nuevo León, pues por menos dinero consigue entregar más equipamiento que el City en todas sus versiones y sin dejar de lado lo más importante, eso que no se ve en una ficha técnica y que debe ser investigado manejando los autos, como las sensaciones de conducción, aceleración o consumos, por ejemplo.

El Honda City es competitivo de nuevo, pero su más grande pecado es ser demasiado costoso no solamente comparado con el Rio, sino también con un Versa, hasta ayudas de conducción en sus versiones Platinum o contra un Onix, con sus estupendos motores turbo de tres cilindros en toda la gama y una propuesta de conectividad muy interesante.