Al momento

Chevrolet Captiva 2022 – Test – Nuevo enfoque

Chevrolet Captiva - Test - 01

La Chevrolet Captiva 2022 apela a ofrecer el máximo espacio del segmento con siete asientos por un precio menor a los 500 mil pesos en su versión Premier.

Chevrolet empezará a vender la Captiva 2022 en México este mes de marzo, marcando el regreso de un nombre muy reconocido, pero con un enfoque completamente distinto al original. La Captiva que se comercializó en la década pasada era un producto de origen europeo, desarrollado por Opel, mientras que la nueva aprovecha los lazos entre GM y SAIC con su división china para colocar en mercados globales en donde tengan cabida productos originalmente desarrollados para el gigante asiático.

Chevrolet Captiva - Test - 01

Se trata de la misma alianza que trajo a México al Cavalier y al Aveo y más recientemente a la Envision 2021, aunque la diferencia clave es que esos productos son pensados para las marcas de General Motors desde el inicio, mientras que la Captiva es un producto para Baojun y MG, dos de las marcas de SAIC, que luego se adapta como Chevrolet.

De hecho, el diseño de la Chevrolet Captiva 2022 para México adopta una parrilla que simula el doble puerto, tradicional de los coches de la marca norteamericana y por dentro, recibe un volante específico, pero denota su procedencia por un sistema de infotenimiento claramente diferente por su configuración e interfaz o por la ausencia de OnStar.

Chevrolet Captiva - Test - 01

Habitabilidad como prioridad

La Chevrolet Captiva 2022 pone al espacio y versatilidad como su gran carta bajo la manga, pues con trucos casi de un monovolumen consigue empaquetar tres filas de asientos de buen tamaño en un crossover de menos de 4.7 m de largo y con una distancia entre ejes de 2.75 m. El primero y más notable de los trucos es que el tablero no abarca mucho espacio y la que la primera fila va montada muy adelante, con lo que se libera espacio detrás para dos hileras más.

El segundo de los trucos que apreciamos es el de una silueta angular que no desaprovecha espacio para cabeza de plazas traseras, así que la línea de la cintura es alta y el techo no tiene caídas pronunciadas hacia su encuentro con el portón trasero.

El resultado de estos puntos más un volante que no se ajusta en profundidad es una posición de conducción similar a la de un monovolumen, pues el volante parece estar muy angulado hacia arriba y la posición de manejo da la impresión de ser alta aun cuando el asiento se coloca en su punto más bajo.

Chevrolet Captiva - Test - 01

De esta forma, queda la impresión de que se trata de un coche bastante más grande de lo que en realidad es. No diremos que la tercera fila es apta para todo tipo de trayectos, pero sí puede ser una solución de espacio interesante para personas de talla normal en trayectos medios; no servirá quizá para llevar a siete adultos de la CDMX a Acapulco, pero sí podrán soportar un trayecto de una o dos horas antes de tener que estirar las piernas, por lo cerca que va la banca del suelo.

En gran medida, esto depende de como se divida el espacio, porque la banca de la segunda fila puede deslizarse, comprometiendo ligeramente el espacio de piernas en pro de darles un poco más a los que viajan atrás. Esta segunda fila también puede abatirse levantando el asiento y doblando el respaldo para incrementar el volumen para carga.

La calidad de los materiales nos recuerda a las de coches utilitarios, pues los plásticos son poco vistosos y de tacto duro, aunque no brillan y tampoco inspiran sensación de estar poco cuidados. Están acompañados de un símil de cuero en los asientos y en el tablero que sí parece demasiado barato y poco elaborado, pero GM nos aseguró que el coche que probamos era un piloto y que el auto que llegue a las concesionarias tendrá otros materiales.

La Chevrolet Captiva 2022 Premier que evaluamos era muy completa, especialmente considerando por menos de 500 mil pesos se accede a una versión tope de gama cuando en otras SUVs de tamaño similar con tres filas de asientos apenas alcanza para una variante de entrada. Aquí ya tiene pantalla táctil en formato vertical de 10.4 pulgadas, techo panorámico, luces diurnas de LED, sensores delanteros y traseros con cámara, clima electrónico y asiento eléctrico de conductor.

La contra está en que, para poder integrar todos estos atributos por un precio bajo, evidentemente existe una reducción de costos desde la base, en la que la calidad de marcha no tiene la serenidad ni sofisticación de una CR-V o Mazda CX-5 y la suspensión es más ruidosa, además de no contar con seis bolsas de aire ni siquiera en esta variante; todas se quedan con cuatro y control de estabilidad.

La dirección carece de retroalimentación y peca de ser lenta, mientras que la suspensión queda muy blanda, lo que da como resultado apoyos menos seguros que en otras SUVs del segmento, aunque la filtración de irregularidades es buena, de nuevo, considerando las pretensiones de la Captiva como producto.

Análisis y rivales

Al final de cuentas, por el dinero, será difícil encontrar otra SUV que priorice el espacio en la forma en la que lo hace la Chevrolet Captiva 2022 y que tenga el nivel de equipamiento de la Captiva. Mejorable nos parece la respuesta de la CVT; en otros mercados el motor turbo de 144 hp y 184 lb-pie de par se asocia a una caja de doble embrague, así como la sensación general de refinamiento de la marcha.

De sus posibles rivales hay mucho que decir, porque aunque por formato SUV y tres filas de asientos lo lógico sería pensar en una Volkswagen Tiguan o Peugeot 5008, esos ejemplares son más costosos a costa también de entregar una mejor calidad de conducción y refinamiento general. Queda entonces una Peugeot Rifter, ahora que ya tiene motor turbo de gasolina y caja automática desde 457,900 pesos en versión GT Line o por 410,900 con el 1.6 diésel y transmisión manual.

Aunque la Rifter es más un vehículo comercial adaptado, tiene la calidad de marcha que conocemos de Peugeot y, como la Chevrolet Captiva 2022, buen espacio para siete pasajeros por un precio similar y con una configuración parecida por motor turbo y caja automática.

TEST
Chevrolet Captiva Premier
Motor: 4 cilindros, 1.5 turbo, 144 hp y 184 lb-pie
Caja: Automática, CVT
Frenos: Disco ventilado/disco
Neumáticos:
Consumo en pruebas
Promedio: 10.4 km/l, 11.6 (autopista)
*0 a 100 km/h: 13.0 s
*100 a 0 km/h: 40.9 m
*80 a 120 km/h 11.0 s
Cajuela: 429 l (segunda fila)
Versiones y precios:
*Datos obtenidos con el equipo de pruebas Vbox proporcionado por Race Tools México LT 5 plazas: 430,000 pesos (estimado)
LT 7 plazas: 460,000 pesos (estimado)
**Premier 7 plazas: 490,000 pesos (estimado)