Al momento

Renault Brasil prepara facelift para el Kwid, que llegará a México

Renault Kwid facelift

Renault le dará un facelift al Kwid para el año modelo 2022, que será presentado a mediados del 2021 y llegará a México poco tiempo después.

Renault trae al Kwid a México desde Brasil, pero también lo produce en India para el mercado asiático. El Renault Kwid indio presentó un facelift  de media vida más temprano este año y el modelo para Latinoamérica lo tendrá a mediados del 2021 y se comercializará como año modelo 2022 con muchas de las mismas mejoras.

Adoptará algunos cambios visuales y otras mejoras mecánicas, tecnológicas y de seguridad. Se espera que tenga el rostro del modelo asiático, con unos grupos ópticos más angostos y estilizados con la posibilidad de integrar tecnología LED, así como una nueva fascia inferior y la ubicación de la unidad principal en la parte baja. Atrás, las calaveras podrán tener LED y una defensa rediseñada con reflejantes a los costados, además de un nuevo portón.

Renault Kwid facelift

En el interior, tendrá mejoras principalmente en los materiales, que llegarán a ser más vistosos sin necesariamente hacerlos mejores o más costosos. Asimismo, tendría una pantalla táctil más vivida y con gráficos más modernos, manteniendo las interfaces móviles de Android Auto y Apple CarPlay.

Ya que al inicio de su ciclo de vida en el 2017, el Kwid tuvo malos resultados de seguridad en Asia y para contrarrestar eso tiene varias mejoras que serán válidas para el modelo que se fabricará en Brasil para México. Tiene sentido pensar en que mantenga las cuatro bolsas de aire en todas las versiones, pero recibirá un refuerzo extra en los costados y podría integrar control electrónico de estabilidad, que es sumamente necesario por sus pretensiones de crossover, que le dejan una suspensión demasiado y un mayor despeje al suelo.

Renault Kwid facelift

Finalmente, es probable que el motor de 1.0 litros y tres cilindros sea reemplazado por una nueva versión de ese mismo motor, que pasa a tener 80 hp y 74 lb-pie de par, incrementos de 14 y 10, respectivamente. En un coche que pesa a penas 800 kg, esos pequeños incrementos podrían representar una mejora sustancial en el desempeño, asociado a la misma transmisión manual de 5 relaciones.

Al final de cuentas, todas estas mejoras llegarán en función de si con ellas el Kwid sigue cumpliendo con el objetivo que tuvo desde que llegó a México: ser uno de los coches nuevos más baratos en el mercado mexicano. Ahora, eso sí, esas reducciones de costo serían un poco menos evidentes al manejarlo.