Al momento

Volkswagen Golf GTI Clubsport: El más radical de todos con 295 hp

Volkswagen Golf GTI Clubsport

La versión más radical del nuevo Volkswagen Golf GTI se llama Clubsport y tiene un enfoque de manejo para pista con 296 hp y más modos de conducción.

Como en el Volkswagen Golf GTI convencional, el Clubsport tiene un motor turbocargado de 2.0 litros, pero aquí está calibrado a 296 hp y 295 lb-pie de par, en lugar de los 242 hp y 273 lb-pie del modelo regular. Esta mejora llega cortesía de un intercooler más grande y un nuevo turbo de Continental, además de la afinación del software. Va emparejado a una caja automática de doble embrague con 7 relaciones con la que acelera a 100 km/h en menos de 6 segundos y hasta una máxima de 250 km/h, gracias a que las relaciones de la caja son más cortas que las del GTI regular.

Volkswagen Golf GTI Clubsport

Como tal, sigue siendo de tracción delantera a pesar de ser incluso más potente que el Golf R que se vendió en México, lo que nos deja ver que busca reducir el peso para ser el más directo en pista, mientras que el nuevo Golf R tendrá alrededor de 330 hp y con tracción 4Motion será más un deportivo más confortable y sofisticado, pensando más en largos recorridos en autopista y carreteras que en destrozar récords de pista.

Es el reemplazo efectivo el Golf GTI Performance que se vendió en la generación pasada pero originalmente creíamos que se llamaría TCR y no Clubsport, que existió como edición limitada hace unos años. Solo que ahora no es solamente un pack con algunos caballos más sino que todo el coche está preparado especialmente para una conducción deportiva.

Volkswagen Golf GTI Clubsport

Se añade el soberbio diferencial VAQ con bloqueo electromecánico que reemplaza al XDS actuado con frenos en el GTI regular. Este diferencial ahora puede ajustar su funcionamiento según el modo de manejo elegido y se incrementa hasta el camber en el frente para hacerlo más estable y preciso. Además, hay otros cambios en el chasis, con un nuevo brazo para la suspensión posterior, puntos de montaje para las ruedas, cojinetes para los amortiguadores y una configuración más agresiva para los resortes.

El Dynamic Chasis Control tiene ahora hasta 15 configuraciones distintas para la suspensión, incluyendo un modo de manejo específico para Nürburgring. El ABS y control de estabilidad también fueron afinados para incrementar los límites de agarre, mejorando el frenado y la estabilidad en curvas.

Finalmente, en el apartado visual. el Volkswagen Golf GTI Clubsport integra una nueva fascia delantera con un difusor más distintivo, llantas de 19 pulgadas y un alerón trasero de dos piezas. Cuenta con gráficos negros en el costado y una tapicería exclusiva para su interior, que redondean los cambios visuales.

Tiene sentido pensar que con este Golf GTI Clubsport tan radical, Volkswagen buscará recuperar el récord en Nüburgring, que tuvo en 2016 el GTI Clubsport S conmemorativo de los 40 años del GTI con 7 minutos y 47.19 segundos, antes de que Honda se lo arrebatará con los 7 minutos y 43.8 segundos del Civic Type R en 2017. Actualmente, el récord lo tiene el Renault Megane RS Trophy-R, que le bajó 8 décimas al del Civic en el 2019. 7 minutos con 40.1 segundos es el tiempo a vencer.

Difícilmente lo tendremos en México, aunque si llegara lo haría como una edición muy limitada y pensando en los coleccionistas y amantes de este modelo, que son muchos. El Golf GTI de octava generación está contemplado para llegar a Norteamérica hacia el segundo semestre del 2021.