Al momento

Tesla se encuentra bajo investigación de seguridad en Estados Unidos

Tesla Model S 2012 bajo investigación de seguridad Tesla Model S 2012

La investigación de seguridad contempla fallos en el sistema de enfriamiento de las baterías en el Model S, por la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB).

La NTSB confirmó que están próximos a terminar su reporte de Tesla basado en la investigación de seguridad de varios choques que involucran autos eléctricos en llamas. En una declaración al diario LA Times, oficiales de la NTSB dijeron que están “en las etapas finales de completar un Reporte Investigador Especial basado en las investigaciones de varios accidentes con coches eléctricos, en los que al final se incendia la batería.”

A diferencia de la NHTSA, la misma agencia gubernamental que hace las pruebas de impacto a los coches nuevos, la NTSB no tiene poder de ejecución, pero la primera asegura estar al pendiente de los reportes respecto a este problema para tomar acción si se considera apropiado basado en los hechos y la información.

Tesla Model S 2012 bajo investigación de seguridad

La NHTSA también añadió que los fabricantes de autos están requeridos por ley a notificar a la agencia si se enteran de algún defecto relacionado a la seguridad y a comenzar con un llamado a revisión en los cinco días después de hacer el hallazgo.

En un reporte reciente de Business Insider, que citaba e-mails internos filtrados, se asegura que la investigación de seguridad hacia Tesla instaló tubos de enfriamiento que podían tener fugas dentro de las baterías de los Model S a partir del 2012. Los componentes defectuosos fueron usados en el Model S hasta el 2016, cuando la marca dejó de recurrir al proveedor chino para esos componentes y comenzó a fabricarlos por cuenta propia.

El reporte asegura que Tesla sabía de los defectos en el sistema de enfriamiento del Model S pero siguió vendiendo los coches de cualquier modo. Las fuentes añadieron que los ajustes de los tubos de enfriamiento no coincidían con la conexión al coche y tenían que ser forzados a su posición, algunas veces usando martillos.

Tesla Model S 2012 bajo investigación de seguridad

No queda claro si los problemas de enfriamiento se arreglaron desde antes de que Tesla decidiera encargarse de producir ese componente en el 2016 y tampoco se sabe si la Model X está afectada, aunque tenían el mismo sistema de enfriamiento.

En cambio, el Model 3 que se lanzó en el 2017 y el Model Y que empezó a llegar a las manos de los clientes este año se montan en una arqitectura diferente y no comparten esos componentes con los más grandes y costosos Model X y Model S.

Ahora lee

>> ¿Puedes vencer al Autopilot de Tesla?

>> J.D. Power califica a Tesla como el fabricante de autos con peor calidad del 2020

>> NHTSA investiga fallos de seguridad en la pantalla táctil de Tesla