Al momento

Haval Big Dog, así se llama el mellizo chino de la Ford Bronco

Haval Big Dog

Big Dog es el extraño nombre elegido por Haval para su SUV todoterreno, que nos recuerda demasiado al Ford Bronco con sus trazos.

El auto en las imágenes se venderá exclusivamente en China como el DaGou, que significa ‘Big Dog’ en inglés o ‘Gran Perro’ en español y que fue elegido a través de una encuesta abierta al público, aunque es coherente con el diseño del coche por la diferencia estética que hay con el resto de los modelos de Haval.

Los trazos nos recuerdan inmediatamente a lo que hemos visto en la Bronco Sport, aunque también tiene algo del Jeep Renegade por los faros redondos y del Renault Duster por la forma del poste C, aunado el esquema musculoso para todo el exterior, incluidas las salpicaderas de prominentes de color negro, los ganchos de arrastre, las llantas bitono y los rieles en el techo.

Haval Big Dog

La parte posterior de la Big Dog tiene calaveras igualmente angulares y echa mano de llantas más robustas para conducción fuera del pavimento.

No solo es parecida a la Bronco Sport visualmente, porque sus dimensiones también son muy similares de lo que esperamos en el SUV compacto más robusto de Ford, con 462 cm de largo y una distancia entre ejes de 2,738 mm, con un despeje al suelo digno de una SUV con pretensiones todoterreno, de 200 mm.

Haval Big Dog

También hay un diseño interesante en el interior, con manijas para en el tablero para el acompañante y un volante sencillo de tres brazos, acompañado con un cuadro de instrumentos digital y una gran pantalla táctil central en la consola, con cargador inalámbrico y un selector de marchas de perilla.

Se sabe que habrá dos motores disponibles: Un 1.5 litros turbo de 168 hp y 210 lb-pie de par y un 2.0 litros de 221 hp y 284 lb-pie.

Haval Big Dog

Ahora lee

>> 8 marcas chinas de autos que los fabricantes occidentales deberán respetar en el futuro

>> Land Rover por fin gana el caso en contra de las copias chinas de Landwind

>> No lo sabías: La Ford Bronco casi termina llamándose Wrangler