Al momento

Tesla reescribe ecuación de los EV: baterías de un millón de millas

Batería de un millón de millas

Elon Musk está trabajando en un nuevo paquete de baterías de bajo costo, con una impresionante capacidad de recargas y autonomía para competir contra los autos de gasolina.

Los puntos más críticos en el mundo de la movilidad electrificada, fuera del tema de la red de recargas, es la densidad energética de los paquetes de batería, los ciclos de recarga sin que las baterías pierdan capacidad de almacenamiento y obviamente su costo, para la venta de autos en México.

Pero igual de importante, conseguir una segunda y tercera vida de estos paquetes como fuentes de energía en otros sectores, en los planes de Tesla.

La marca habría de anunciar en mayo durante un “battery day” importantes avances en la tecnología de las baterías, un desarrollo que ha trabajando con un socio en China llamado Contemporary Amperex Technology Ltd, y Musk, de acuerdo con una fuente cercana a los planes, le dijo a Reuters que la meta de la compañía es conseguir un paquete de baterías con la durabilidad de un millón de millas al costo necesario para competir contra los coches de combustión interna.

Encuentra aquí los mejores autos eléctricos a la venta en México

Se habla que, para que un paquete de baterías pueda ser competitivo en precio contra un coche impulsado por combustible, debería de costar alrededor de 100 dólares por kWh.

Cambios en la química

El nuevo paquete supone el uso de menos cobalto (o incluso sin éste, que es el material más costoso) en su composición química, junto con aditivos, materiales y revestimientos que reducirían el estrés dentro de las celdas (como lo que genera las cargas rápidas), para poder guardar más energía durante más tiempo.

Pero la cosa no para aquí. Musk dio a entender en abril pasado que estaría trabajando en implementar un proceso de manufactura altamente automatizado para reducir costos y aumentar la eficiencia en unas nuevas “terafactories” que serían hasta 30 veces más grandes que las “gigafactory” que la marca tiene en Nevada.

Y la meta final de Musk será, con la segunda y tercera vida de los paquetes, convertirse en un proveedor de energía eléctrica para competir con quienes lo hacen actualmente y sería posible con este paquete del millón de millas (algo así como 1,690,000 km), con autos que usarían “apenas” 200,000 millas.

Ahora lee:

>> Tesla nunca consideró a México

>> Cómo se le pone gasolina a un Model S

>> Guanajuato invita a producir a Tesla en México