Al momento

Las marcas más rentables: Ferrari gana 2.2 millones por auto, Tesla pierde 4,000

Marcas Más Rentables Portada

El panorama mundial fue negativo en general, complicando particularmente las ganancias de la industria automotriz.

Los datos de 28 de los más importantes fabricantes globales del planeta, indicaron que en 2019 las ganancias cayeron alrededor de un 11%, algo así como 86.4 billones de euros.

Los resultados son aún más significativos cuando se compara la disminución de las ganancias con el crecimiento de los ingresos. En general, la industria automotriz registró un ingreso combinado de 1.87 trillones de euros, un 1% más comparado con el 2018. La volatilidad y las continuas presiones de la industria, ocasionaron que los esfuerzos para mantener las ventas y ganancias no fueron tan exitosos como los esfuerzos que se hicieron para producir autos más costosos.

China como la Fuente

Las consecuencias de mayores ingresos pero con menores ganancias quedan en evidencia con los márgenes operativos, que cayeron 5.2% en 2018 al 4.6% en el año pasado. Este resultado es causa de los problemas en China, Estados Unidos y Europa.

China, inicialmente, fue afectada por una serie de políticas y medidas implementadas para incentivar la compra de autos, las presiones económicas, la implementación temprana de los estándares de emisiones China VI, así como la reducción de subsidios para los autos de nuevas tecnologías.

China, que representa el 29% de las ventas globales de autos, es una pieza clave para los grandes grupos, como VW, GM, Daimler, Honda o BMW, así es que cualquier pequeño cambio en este país puede significar un fuerte impacto en los resultados globales.

Por otro lado, tanto Europa como Estados Unidos mostraron también signos de estancamiento después de varios periodos de crecimiento continuo, sin embargo, a diferencia de China, estos mercados son mucho más maduros, por lo que este tipo de fluctuaciones pueden ser consideradas periódicas o normales.

De cualquier modo, las estrictas y crecientes regulaciones europeas en emisiones, junto con la incertidumbre que generó la guerra comercial entre China y Estados Unidos, provocaron condiciones más complicadas para los fabricantes.

Ambos mercados representan el 42% de las ventas y, sumados a estos, mercados como la India, Iran, Argentina y Turkía también tuvieron periodos muy complicados. Estos cuatro mercados vendieron un total de 5.1 millones de unidades pero cayeron 21% frente a 2018.

VW es el más grande por ingresos, Toyota por ganancias.

Grupo Volkswagen se convirtió en el fabricante más grande del planeta no solo por ventas de unidades, sino también por ingresos. El fabricante alemán reportó ingresos por 252.6 billones de euros, comparados contra los 250.8 billones de Toyota. Para ambas marcas el ingreso creció frente al 2018 y se debió a la mayor venta de unidades, un mejor mix de precios y mayores ingresos de actividades no automotrices; sin embargo, en términos de desempeño, solo dos marcas tuvieron un crecimiento de doble dígito: Ferrari y Tesla.

Si revisamos las ganancias, Toyota lidera el mercado con 21.1 billones de euros, que si bien es bueno, apenas significa un aumento del 1% ante 2018. Esto representa una ganancia promedio de 1,976 euros por unidad, por delante de Volkswagen y sus rivales japoneses, en gran parte gracias al excelente desempeño que han vivido su línea de modelos híbridos. Digamos que Toyota es la que mejor parada ha salido de este periodo de volatilidad del mercado.

Ferrari es el Money Maker, mientras Tesla sigue perdiendo dinero

Con 10,131 unidades vendidas en 2019, Ferrari sigue siendo el rey de la rentabilidad. Después de conseguir récord de ventas, el fabricante italiano consiguió un margen operativo del 23.2%, con un valor por encima de 86,000 euros por unidad.

Se estima que Ferrari ha conseguido estos espectaculares resultados gracias a lo rápido que han adoptado las nuevas tecnologías, su habilidad para adaptarse a los cambios del mercado y un departamento de marketing insuperable. Más sorprendente todavía, haberlo conseguido sin tener una SUV en su portafolio, es decir que, ¿veremos todavía mejores resultados si llegan a introducirlas?

Checa cuántos autos debe vender cada marca para ganar lo que un Ferrari

Tesla sigue siendo un caso atípico, con un modelo comercial diferente al de muchos de sus competidores. La gran jugada de la marca fue la introducción del Model 3, que le permitió crecer su presencia a otros mercados y aumentar sus cifras de ventas.

Sin embargo, siendo un auto más barato que el resto de su gama, los ingresos no crecieron en niveles similares. Tesla sigue todavía en su fase de expansión, gastando dinero para crecer en el negocio, lo que explica una pérdida de 61.6 millones de euros en 2019, lo que significa que perdió alrededor de 168 euros por cada auto vendido, alrededor de 4,300 pesos.

¿Qué es lo que sigue?

Es evidente que no se pueden pronosticar números como los de 2019. La pandemia global está causando muchos más problemas de los imaginados a las marcas, y muchas de las mismas seguramente terminarán el 2020 con mucho menos ganancias de las esperadas. Y bueno, hay que sumarle las penalizaciones que podrían enfrentar las marcas en Europa por las estrictas emisiones.

¿Los fabricantes podrán sobrevivir por sí mismos, o los gobiernos tendrán que intervenir y jugar un papel más relevante?

Ahora lee:

>> Esto es lo que hay que vender para ganar lo que Ferrari

>> El Tesla Model 3 que soñaba ser un Ferrari

>> Conoce los museos y fábricas de autos sin salir de casa