Al momento

El Coronavirus COVID-19 continúa afectando a la industria

Coronavirus COVID19 afecta industria

La crisis de salud que se vive en China continúa empeorando, afectando a más fabricantes de autos tanto en la región del brote, como en casi toda Asia.

El brote del mortal virus continúa afectando a la vida de la población asiática, con sus esperadas consecuencias al comercio, la fabricación y también a la compra de autos a nivel global.

Nissan Producción China X-Trail

Sabemos que la industria automotriz es altamente dependiente de la cadena de suministros que se tiene en China y mientras la situación con el mortal brote de Coronavirus COVID-19 sigue empeorando, la situación con la industria también sufre las consecuencias.

Múltiples fabricantes, incluyendo marcas y proveedores, han alargado el periodo de vacaciones por la celebración del Año Nuevo Chino, hasta la mediados de febrero, lo cual afectará a la larga, la cadena de suministros y la oferta disponible de autos nuevos.

Nissan, por otro lado, se ha convertido en el primer fabricante en detener su producción en su planta de Kyushu, en Japón, debido a las afectaciones de la mortal enfermedad, básicamente, por falta de suministros para el ensamble de autos.

El costo de las detenciones por parte de Nissan significará una reducción de casi 3,000 vehículos al día. Esta planta logró ensamblar en sus líneas de producción, 434,000 en 2018, de los cuales la mitad son exportados incluyendo al Note, Rogue y X-Trail.

Planta Ensamble China GM

Hyundai y Kia también han suspendido la producción en algunas de sus plantas en Corea del Sur. Mientras que Renault ha detenido las operaciones de su planta Renault-Samsung, en Corea.

Volkswagen, y sus aliados asiáticos, como SAIC, mantendrán cerradas sus plantas de ensamble por 7 días extra, para que al igual que su otro socio, FAW, para regresar al trabajo el 17 de febrero.

Honda, reiniciará operaciones de sus 3 complejos que tiene en conjunto con Dongfeng, en Wuhan hasta el 13 de febrero, mientras que la planta de Nissan-Dongfeng reiniciará labores un día después, al igual que las 3 fabricas de PSA que también tiene en sociedad con Dongfeng, también ubicadas en Wuhan.

Toyota anunció que sus 12 plantas chinas permanecerán cerradas hasta el 16 de febrero, mientras que BMW hará lo propio hasta el 17 del mimo mes.

Toyota China Planta

Wuhan, el lugar donde se originó el Coronavirus COVID-19, es la central automotriz de la provincia de Hubei, hogar de la enorme Dongfeng y de un enjambre de plantas con alianzas y una enorme red de proveedores automotrices.

Hasta ahora, la crisis mundial de salud ha afectado en su mayoría a los fabricantes asiáticos, pero tanto FCA, como Renault han advertido que las afectaciones a la producción migrarán inevitablemente hacía Europa dentro de un mes.

La crisis es de tal magnitud, que, fabricantes locales están utilizando sus líneas de producción para fabricar cubre bocas y máscaras faciales para ayudar a reducir la propagación del mortal virus.

Constructores como BYD han utilizado sus líneas de montaje para la fabricación de máscaras, junto con Foxconn, fabricantes del Apple iPhone, mientras que el gobierno de China declara emergencia nacional contabilizando más de 900 víctimas fatales por la enfermedad, que, de paso, ha dejado a Wuhan, como una ciudad fantasma.

La alianza de GM-SAIC ha construido 14 líneas de producción de máscaras, para llegar a una capacidad de 1.7 millones de máscaras por día, mientras que, BYD pretende llegar a fabricar hasta 5 millones al día, junto con 50,000 botellas de gel desinfectante, para ayudar a contener la propagación.

Ahora lee:

>> Coronavirus paraliza la industria automotriz

>> China recorta incentivos para EVs, desplomando las ventas

>> BMW construirá futuros modelos de MINI con Great Wall en China