Al momento

Porsche World Roadshow 2019: Manejamos toda la gama desde Puerto Rico

Porsche nos invitó a probar toda su gama de autos en la edición 2019 del World Roadshow: 718 Boxster GTS, Macan, Panamera E-Hybrid, Cayenne Turbo y claro, los icónicos 911 992 Carrera S.

Cada año, Porsche hace un evento en alguno de los países de la región de Latinoamérica con todos sus autos, una oportunidad extraordinaria para manejar por alrededor de 400 kilómetros a toda su gama, en la que en este caso el invitado de honor fue la nueva generación del 911 que nosotros ya probamos durante su lanzamiento en México.

Decimos que es una oportunidad extraordinaria porque no todos los días tenemos acceso a autos de este calibre, que impresionan desde la ficha técnica pero que solamente pueden ser entendidos detrás del volante. Es claro que en todos y cada uno de los autos hay un trabajo especial en ciertas áreas, desde el tren motor hasta el chasis y sin olvidar al interior, con acabados impecables y materiales de primer nivel.

Curiosamente, muchos de estos autos eran de especificación europea y tenían incluso placas de Alemania. Viajan miles de kilómetros todo el año a lo largo y ancho del globo para que puedan ser puestos a prueba.Además, nos acompañaron pilotos instructores de Porsche que nos ayudaron a extraer lo mejor de cada uno de ellos. No son autos comunes; todo lo contrario, hay que saber qué se está manejando para sacar lo mejor de ellos.

En un grupo con medios de toda la región de LatAm, manejamos además autos de diferentes niveles en la gama. Nos explicamos, estaba disponible desde una Macan con motor 2.0 litros turbo de 245 hp hasta una Cayenne Turbo con motor V8 de 4.0 litros y 542 hp y pasando por un Panamera con 460 hp y la capacidad de recorrer aproximadamente 40 km en modo eléctrico y con cero emisiones.

Esa variedad enriquece a la gama de Porsche. Hace no muchos años, la marca alemana tenía solamente dos modelos: 911 y Boxster. La diversificación y la llegada de dos SUVs, una station wagon y un liftback, todos de más de cuatro puertas, no diluyó la esencia deportiva y de hecho, consiguió todo lo contrario, pues ofreció ese carácter deportivo y refinado, con un enfoque casi obsesivo en la calidad y excelente dinámica a un público más amplio.

Porsche 718 Boxster GTS

718 Boxster GTS: El deportivo absoluto

Es el deportivo más enfocado de Porsche, y hasta antes de la llegada de los nuevos 718 Boxster Spyder y 718 Cayman GT4 también era el más potente y radical. Con un esquema tradicional que monta el motor en el centro del auto (detrás de la cabina y por delante del eje trasero) y manda la potencia a las ruedas traseras, puede considerarse el más puro, con un carácter que lo hace único.

Aquí, se mantiene el motor de cuatro cilindros en disposición bóxer y 2.5 litros de los Boxster S, pero se lleva hasta los 365 hp y corta la inyección hasta las 7,500 rpm, punto en el que sigue empujando y hace gala de una elasticidad ejemplar. También tiene fuerza en bajas, con 317 lb-pie de par que están disponibles desde las 1,900 y hasta las 5,000 vueltas.

Es un deportivo eficaz y muy preciso e incluso puede rodar por caminos no tan perfectos con relativa calma. El coche vibra y tiembla de una forma en la que solo un deportivo debe de hacerlo, pero jamás llega a fatigar.

Hay que hacer una mención especial de la transmisión, pues la PDK (Porsche DoppelKupplung) de doble embrague es muy inteligente: Sabe exactamente cuando tiene que cambiar y qué marcha debe engranar incluso antes de que el conductor piense en tocar la paleta tras el volante.

Hay otro punto que se debe de mencionar y es precisamente la dirección. Con un chasis tan noble, puede ser muy rápida porque el conjunto se lo permite, además de ser muy precisa.

Porsche Macan
Porsche Macan

Porsche Macan: Lo esperamos en México

El lavado de cara de la Macan llegó a México a comienzos del 2019 en versiones S con 354 hp, pero esta camioneta era inédita para nosotros, pues se trataba de una versión que nunca se había ofrecido en nuestro país y que, según representantes de Porsche está bajo consideración.

Cuando manejas autos de más de 500 caballos, 245 pueden saber a poco, pero la Macan de entrada deja un buen sabor de boca precisamente porque es una versión de entrada que no tiene tintes de serlo y sí bien la aceleración es contenida respecto de sus hermanos mayores, sigue siendo más que suficiente en un entorno de ciudad y autopista.

La respuesta pareja del propulsor en conjunto con una caja de cambios que entiende perfectamente bien en que rango de giro debe colocarse en función del recorrido en el acelerador y una suspensión tirando a firme hace que se pueda circular a ritmos muy altos con plena confianza, aunado a una dirección más precisa que otras en su segmento, en el que por cierto estarían la BMW X3 30i, Mercedes-Benz GLC300 y su prima hermana, la Audi Q5 45 TFSI.

La Macan S oscila un precio de 1.2 millones de pesos, pero el prospecto de tener a una versión de entrada que no sacrifica más que potencia pero que mantiene un chasis muy bien pulido y acabados extraordinarios parece sumamente interesante. Y es que como SUV de lujo muy silencioso y refinado pero con aptitudes atléticas, esperamos verlo pronto en México.

Porsche Panamera E-Hybrid

Panamera E-Hybrid: Un deportivo para cuatro con rango eléctrico

Dentro de todos los autos que pudimos manejar, esta versión del Panamera fue una de las más sorprendentes por la dualidad que se permite entre un vehículo deportivo con reacciones dignas de un Porsche y un auto que sería digno merecedor de placas verdes en muchas ciudades de nuestro país.

El desarrollo del tren motor viene directamente del expertise adquirido por Porsche con el desarrollo del 918 Spyder. Junta al bien evaluado propulsor V6 turbo de 2.9 litros y 330 hp con un motor eléctrico de 134 hp alimentado por una batería de 14 kWh que le dan una autonomía de 40 km sin emisiones y a una máxima de 140 km/h.

Porsche Panamera

En total, el sistema entrega 456 hp y 516 lb-pie de torque a las cuatro esquinas y es inteligente hasta el grado que su operación varía en función de los modos de manejo, con un E-Hybrid que nos alienta a que no se encienda el motor de combustión y otros Sport y Sport Plus en los que cambia todo el carácter del coche.

Además, hay una sensación de agilidad y fluidez al manejar a ritmos que simplemente es dificil de racionalizar cuando ponemos en consideración al tamaño del coche. La dirección es soberbia, ligera y muy directa, mientras que la simple capacidad del conjunto motor para mover al auto hace que sea muy fácil de manejar a velocidades altas.

Cayenne Turbo

El más potente de todos los que manejamos no era un 911, sino que se trataba de una SUV de casi cinco metros de largo y con un V8 de último desarrollo con 542 hp y unas todavía más impresionantes 568 lb-pie de par.

Lo más sorprendente es como la Cayenne esconde su tamaño y se adhiere a la esencia de la familia aun siendo tan diferente del resto. La dirección es menos precisa que en la Macan y los movimientos de la carrocería no tan fluidos, pero se entiende por tener tales dimensiones.

Porsche Cayenne turbo

En la Cayenne Turbo el protagonista número uno es el conjunto motor, que empuja con contundencia y puede llevarla, según datos oficiales, a 100 km/h en menos de cinco segundos. A considerar también la transmisión, que no es una doble embrague sino una Tiptronic S con convertidor de par de ocho relaciones.

El resumen es que hay pocos coches tan amplios y lujosos que sean capaces de rodar a altas velocidades con tal serenidad y silencio en la cabina.

911 Carrera S

Nos sorprendió muy positivamente desde que lo manejamos por primera vez a comienzos de año. Para ponerlo en perspectiva, este 911 992 Carrera S es casi tan rápido como el 911 Turbo de la generación 991.1 que salió a la venta en el 2012.

Tenemos un primer contacto más fondo con conducción en el mítico circuito de los Hermanos Rodríguez, pero no dejaremos de mencionar que Porsche supo perfectamente como trabajar en el motor bóxer de seis cilindros y 3.0 litros para hacerlo todavía más contundente y con una entrega de par pareja desde prácticamente el ralentí y hasta el corte de inyección por encima de las 7,000 vueltas.

Vaya, es que hasta el sonido está muy bien trabajado. Eso se le criticó desde que pasó a una gama de motores exclusivamente turboalimentados con la llegada de la generación 991.2, pero si en ese momento ya parecían tenerlo muy bien controlado, ahora casi no se extraña a los motores atmosféricos y hasta el lag es casi imperceptible.

Porsche 911 992

Ayudado por una nueva caja PDK de 8 relaciones que es casi telepática por como se adelanta a nuestros pensamientos con reducciones y cambios ascendentes que pueden ser impercetibles en modo confort o dar esa patada característica de un auto deportivo en modos Sport y Sport Plus.

El 911 ha sido muy alabado desde la llegada de la generación actual y sabemos perfectamente que todos y cada uno de esos elogios es merecido.

Ahora lee

>> Porsche Macan Turbo, regresa para 2020 con nueva mecánica

>> #TestTécnico: Porsche Cayenne S, lo mejor de dos mundos

>> Porsche 911 Targa, foto espía: El icono más vivo que nunca

>> La historia del Porsche 911, un paseo por las siete primeras generaciones