Al momento

SEAT Ateca 4Drive, primer contacto: Tracción integral y más equipo en toda la gama

SEAT Ateca 4Drive

La SEAT Ateca 4Drive 2020 llega a México con una nueva combinación mecánica y una transmisión más robusta.

La gama de la SEAT Ateca 4Drive 2020 introduce varias novedades, siendo la más notoria la inclusión de un sistema de tracción integral para todas las versiones, pero sin olvidar que ahora el motor 1.4 TSI de 150 hp se combina con una caja DSG de seis relaciones, como la de la VW Tiguan o la propia SEAT Tarraco.

El sistema 4Drive contempla un diferencial Haldex que envía la potencia al eje delantero en situaciones de conducción regulares pensando en el consumo de combustible. Cuando se detecta derrape en alguna de las dos ruedas delanteras el sistema toma en cuenta el angulo de giro del volante y la posición del acelerador para enviar par al eje posterior.

SEAT Ateca 4Drive

Más contenido y muy buenos acabados

Las versiones Style ahora están equipadas con Full Link, cámara de visión posterior, selector de perfiles de manejo con perilla y vidrios tintados, mientras que la Xcellence que probamos adiciona tapicería en cuero con asientos frontales calefactados y cámara trasera.

Las Ateca 4Drive FR son las sacrifican la calefacción a cambio de vestiduras con Alcántara, apertura de cajuela con manos libres y un cuadro de instrumentos digital.

SEAT Ateca 4Drive

La calidad de los ensambles en el interior es sobresaliente, muy a la usanza de los modelos de especificación europea del Grupo Volkswagen que recientemente solo existen en México bajo el paraguas de SEAT, con paneles sólidos y muy bien ajustados, mientras que los plásticos en el tablero son de tacto suave y aun los de la parte baja, de tacto rígido, tienen buena apariencia y no brillan. Incluso sorprende que los asientos de la Ateca 4Drive Xcellence están forrados en piel auténtica con perforaciones para hacerla más fresca en días calurosos.

Toda la lista de equipamiento se redondea con unos faros de LED estupendos en situaciones de baja visibilidad (nos tocó en tramo muy nublado y con lluvia en la México-Cuernavaca) y la pantalla táctil de 8 pulgadas, de respuestas muy rápidas y con menús intuitivos y fáciles de navegar.

Ateca 4Drive: Mecánica e impresiones de manejo

Otra gran noticia es que, como explicábamos antes, la Ateca 4Drive 2020 echa mano de una caja DSG de 6 relaciones en lugar de la unidad con 7 que tenían hasta el año modelo 2019. Esta transmisión integra un embrague lubricado en aceite en lugar del disco en seco que tiene la versión de 7 marchas.

Fue necesario porque con la tracción integral, se requiere de una caja más robusta y que tenga una mayor tolerancia al calor generado por la fricción, además de ser más fiable a largo plazo. Las transmisiones de doble embrague con clutch en seco existen principalmente porque son más baratas, sencillas de fabricar y reducen el peso del tren motor, pero no son ideales en situaciones en donde hay constantemente que arrancar en pendientes, porque se calientan más con menores cargas.

SEAT Ateca 4Drive

El motor es el omnipresente 1.4 litros TSI con 150 hp que tantas aplicaciones tiene dentro del Grupo Volkswagen y sus virtudes bajo el cofre de la Ateca no cambian, teniendo como principales distintivos a la eficiencia de combustible, con alrededor de 14 km/l en nuestra prueba en autopista.

Otra de sus grandes fortalezas es la entrega de par a medio régimen, enérgico entre las 1,500 y las 4,000 vueltas, cuando el propulsor entrega lo mejor de sí.

Acoplado a la citada caja de 6 cambios, se reduce el retraso al acelerar gracias a que la caja es mucho más efectiva al engranar la primera marcha y ello reduce el derrape con el embrague. No es que el motor sea diferente, sino que la caja es más efectiva.

SEAT Ateca 4Drive

Si esta combinación mecánica ya se siente algo justa al motivar a la Tarraco, le va mucho mejor a una Ateca 4Drive que es 140 kg más ligera. Aun así, se extraña la energía del impulsor a altos regímenes, pues tiene poco que entregar pasadas las 5,000 rpm, complicando más de la cuenta maniobras de adelantamiento a velocidades altas.

Con todo, parece más bien un motor para ciudad y trayectos cortos en autopista. Sí nos gustaría más energía en altos regímenes porque ese carácter atlético ha sido característico de SEAT y aquí no está tan presente; para ello sería necesario el motor 2.0 TSI de 190 hp (como el de algunos Audi) que se ofrece en Europa y que no está contemplado para México en el corto plazo.

La Ateca 4Drive 2020 arranca en los 456,900 pesos para la versión Style, y tiene un precio de 525,900 pesos para las dos topes de gama, FR y Xcellence.

SEAT Ateca 4Drive

Ahora lee

>> Peugeot 5008 GT Line 2020 vs SEAT Tarraco Xcellence 2019

>> SEAT Ateca 2021: Foto espía, renovación con aires de familia

>> Cupra Ateca: un SUV radical con el nuevo sello de la casa