Al momento

MINI Clubman 2020: primer contacto

La actualización para el año modelo 2020 del MINI Clubman llega a México con cambios visuales y mecánicos, que incluyen de paso uno de los motores de cuatro cilindros más interesantes que hemos manejado recientemente.

MINI Cooper S Clubman 2020
MINI Cooper S Clubman 2020

Más de uno describe al Clubman como el MINI incomprendido, pues más allá de que lo “mini” ya no aplique como tal en ninguno de los actuales modelos de la gama, que inevitablemente se han adaptado a los estándares actuales de tamaño y a las necesidades de sus consumidores, el Clubman es el paso medio de versatilidad entre un MINI Hardtop convencional, ya sea de tres o cinco puertas, y un Countryman. Es un MINI más práctico para el que no quiere verse obligado a irse por un crossover.

Para el MINI Clubman 2020 los cambios no son pocos: visualmente lo que más destaca es que a las calaveras se les haya integrado el patrón “Union Jack” de la bandera del Reino Unido, si bien un avance de cara a la seguridad activa es que justamente esas calaveras superiores ahora integren las luces de freno, que antes estaban relegadas a las unidades suplementarias en la defensa, que siguen existiendo debido a que al abrir el portón doble de acceso a la cajuela, tiene que haber una luz fija de posición y de intermitencia. 

MINI Cooper S Clubman 2020
MINI Cooper S Clubman 2020

Por dentro, salvo escasos detalles, el nivel de acabado es superior al promedio de otros hatchbacks del segmento de los compactos y ese es solamente uno de los motivos del precio a pagar. Otro aspecto importante: hablamos de un hatchback pues no podemos olvidar que tras el cambio generacional del Clubman migraron de una suerte de Station Wagon subcompacta a un vehículo que así por proporciones parezca una vagoneta, por dimensiones es comparable a autos como un Audi A3 Sportback. 

Es la parte mecánica en donde hay modificaciones más importantes, pues la variante menos potente (Cooper, precio desde 515,000 pesos), aunque mantiene el 1.5 turbo de tres cilindros con 136 caballos y 162 libras-pie, pasa a usar una transmisión de doble embrague con siete velocidades, misma que utiliza el Cooper S (precio desde $640,000) 2.0 turbo de 192 caballos y 205 lb-pie.

El más prestacional y que por cierto es de momento el MINI más poderoso y más rápido que ha salido de fábrica, el John Cooper Works Clubman (precio desde $830,000), es la punta de lanza y el modelo más representativo por su propuesta, con un dos litros turbocargado del que extrajeron 306 caballos y 332 lb-pie. Esa potencia la daba el seis en línea 3.0 N54 con doble turbo hace una década.

MINI John Cooper Works Clubman 2020
MINI John Cooper Works Clubman 2020

Para colmo, el John Cooper Works opta por la transmisión Steptronic (automática convencional) con ocho marchas y suma un sistema de tracción integral. La aceleración de 0 a 100 km/h oficial es de 4.9 segundos (7.3 un Cooper S), cifra que lo pone frente a frente con ejemplares como un Audi S3 o un Mercedes-AMG A 35. 

Fueron justamente los Cooper S y John Cooper Works los que hemos conducido y conocido en su mayoría por tramos en carretera y muy poca ciudad. 

El Cooper S gana en efectividad con una caja de doble embrague en la que sí esperábamos evidentemente un paso más contundente entre cambios, pero nos llamó la atención que, para una transmisión de su tipo, no hay sacudidas extrañas a bajas velocidades y para un conductor desprevenido podría pasar como una suave caja automática de convertidor.

MINI Cooper S Clubman 2020
MINI Cooper S Clubman 2020

El Clubman, aún refiriéndonos al Cooper S, se reafirma como uno de los MINI más idóneos para viajar porque así mantenga cierta rigidez, la combinación entre una mayor distancia entre ejes y una puesta a punto más permisiva de la suspensión hacen que ruede con una suavidad más que suficiente para no cansarse en trayectos extensos. Ayudan también unos asientos tirando a angostos pero con suficientes ajustes y firmeza. 

Un Cooper S Clubman es un auto en el que la identidad de la marca, al manejarlo, se delata en una dirección todavía rápida y tremendamente precisa, en una respuesta lineal pero contundente y en una adherencia elevada en tramos con muchas curvas, aunque no lo consideramos tan incisivo al cambiar de trayectoria, pues se va hacia lo seguro con reacciones progresivas y mucho más amables y predecibles que en sus hermanos de gama más cortos y puristas.

MINI John Cooper Works Clubman 2020
MINI John Cooper Works Clubman 2020

La historia cambia, y más de lo que esperábamos tratándose de la misma plataforma, con el John Cooper Works porque sí, es claro que con la dosis adicional de potencia y torque los ritmos de por sí altos en el Cooper S ya suben de nivel en esta versión, pero es el conjunto y la ingeniería aplicada que, lejos de la propuesta simplista de lo que los más veteranos asocian a un MINI, consiguen un automóvil que además de efectivo, comunica, divierte y emociona más y no solamente por acelerar mucho. 

La dirección del JCW gana en retroalimentación y naturalidad, con menos de esa dureza a ratos artificial al girar el volante que sí hay en el Cooper S, lo que se apoya con unos frenos más potentes por sus mordazas de cuatro pistones adelante pero también más firmes y muy modulables en su acción, sin delicadezas innecesarias y que dan plena confianza para un aparato capaz de mantener sin ningún esfuerzo ritmos arriba de lo que dicta el sentido común en nuestras vías.

En su suspensión, también más dura, hay más sensibilidad al estado del asfalto pero no se va hacia la sequedad que solía ocurrir en MINI no tanto tiempo atrás, es un balance interesante porque la carrocería se apoya más rápido, pero el chasís sigue reaccionando con un aplomo que pese a la mayor agilidad, lo faculta para rodar aún plantado en vías rápidas como una autopista plena en curvas abiertas, de esas que exigen un tipo de amortiguación aún tolerante para absorber con seguridad desniveles o vados. 

En el conjunto de motor y transmisión el John Cooper Works Clubman también hace lo suyo a su manera: la Aisin de ocho marchas consigue acercarse mucho a la inmediatez de la unidad de doble clutch del Cooper S, con alguna patada entre cambios inducida a propósito en el modo Sport. La tracción integral consigue entrar con disimulo en giros que se empiezan cerrar mientras se acelera con fuerza pero en los que la trompa aún no ha cedido, mientras la joya de la corona es un motor que para extraer la energía propia de un seis cilindros con un solo turbo y dos pistones menos, disimula muy bien el típico lag y no entrega todo alto de vueltas, sino que da gusto con un medio régimen rico y pleno que lo hace excelente al recuperar y más refinado al usarlo en situaciones menos exigentes.

MINI John Cooper Works Clubman 2020
MINI John Cooper Works Clubman 2020

Al final, las virtudes de este compacto premium implican un sobreprecio que lo hará un raro avistamiento, tal como su predecesor, pues a muchos les costará justificar ese gasto en algo que no sea un SUV o crossover y el Clubman quedará reservado a aquellos que todavía valorando el espacio y comodidad extra en relación a un MINI convencional, se nieguen a pasarse a algo más alto y lejano a la filosofía de la marca.

Ahora lee:

>> MINI anuncia que hay casi 50 mil pre-ordenes para su EV

>> MINI JCW GP 2020: menos de 8 minutos alrededor de Nürburgring

>> MINI 60 Years Edition, celebrando al ícono