Al momento

Buick Regal GS, un sedán de alto desempeño que a lo mejor no conocías

Hasta apenas hace unos meses, era posible comprar un sedán mediano de Buick con una plataforma de desarrollo alemán y uno de los motores turbocargados más poderosos entre sus rivales directos… solo que no muchos se enteraron. ¿Alguien recuerda al Regal GS?

Buick Regal GS 2017
Buick Regal GS 2017

El mercado del usado está lleno de oportunidades interesantes que se omiten por simple hábito, por entrar a ver lo mismo de siempre o porque simplemente no saben que más allá de las dos o tres opciones que contemplan, hay otras no tan conocidas que podrían darles más por su dinero o cumplir mejor con sus necesidades.

Así, nuestra amiga la depreciación nos presenta en esta ocasión al Buick Regal GS, que en sus modelos 2015 y 2016, incluso algún 2017, podemos hallar por precios que oscilan entre los 310 y 380 mil pesos aproximadamente en función, cómo no, de su año y también de su uso.

Es cierto que por ese rango hay alternativas de los mismos años que van a la segura, ya sea un BMW 330i o un Audi A4 2.0 TFSI (los Mercedes C250 están más costosos), si bien el beneficio del Buick está, para el que lo valore, en una dotación de equipamiento de fábrica, ya sea dinámico o de comodidad, que en los clásicos premium alemanes habrían implicado un desembolso mayor en opcionales.

Así, el Buick de por sí ya se mantiene sólido con un 2.0 turbo de cuatro cilindros de 259 caballos y 295 lb-pie unido a una no muy rápida caja automática de seis cambios, que en todo caso no merma su excelente respuesta y carácter, pero el buen complemento y lo que le da mucho valor es la buena arquitectura compartida con el pasado Opel Insignia, pues así se vaya hacia lo pesado para un coche de tracción delantera con sus 1.7 toneladas, su rodar en autopista es muy estable y aplomado en parte por el buen ajuste del chasis y también por un atributo que no se encuentra en sus rivales: unos amortiguadores ajustables en dureza por medio de un botón en el tablero, que brindan un equilibrio excepcional entre agilidad y comodidad.

Buick Regal GS 2015
Buick Regal GS 2015

A costa de unos acabados buenos mas no destacables, hay muchos accesorios interesantes que van desde unos enormes frenos Brembo que adelante llenan bien el espacio que dejan los vistosos rines de 19 pugadas, hasta unos asientos de excelente mullido, una interfaz con instrumentos parcialmente digitales (según el año) y hasta un volante con calefacción.

Hablamos de una propuesta que da similar o mayor aceleración a sus contrincantes de BMW, Audi o Mercedes-Benz (0 a 100 km/h en 7.2 s), pero con más equipamiento y, lo que muchos valorarán, una cuota de discreción que redunda en mayor tranquilidad en ciertas ciudades mexicanas, un costo menor al asegurar y, por qué no, más exclusividad en un automóvil que conserva un buen nivel de presencia en nuestra opinión. 

Para los más aficionados, el Buick Regal GS es el equivalente y reemplazo del extinto Chevrolet (Opel) Vectra 2.8 Turbo que hace casi década y media también vendió General Motors en México. 

Ahora lee:

>> Ford Fusion Sport, el sedán deportivo que no sabías que existía

>> Mazda6 Signature 2020 vs Mercedes-Benz C250 2018, ¿Nuevo o usado?

>> Volvo S60 T5 2020: 7 apuntes