Al momento

Toyota Corolla 2020, contacto: Manejamos el SE de 168 hp y el Hybrid de 29 km/l

Toyota Corolla 2020

La décima segunda generación del Toyota Corolla de pone a punto con nuevos motores y la plataforma modular TNGA; ahora es más ágil y tiene una versión híbrida de bajo consumo.

Toyota empezó a renovar toda su gama de productos con la llegada del Camry 2018, que fue el primero en adoptar la plataforma TNGA. Desde entonces, hubo una sensación de que buscaban crear productos más emocionales, con un diseño más expresivo y un manejo más comunicativo y preciso.

Toyota Corolla 2020

Con la renovación de media vida a la generación anterior, que surtió efecto para el año modelo 2017, el auto buscaba ser más preciso pero teniendo todavía un chasis más viejo, hubo que endurecerlo demasiado para hacerlo más preciso y aplomado a costa de la calidad de marcha.

El nuevo Corolla 2020 logra un mejor balance entre calidad de marcha y agilidad. Es más blando que el pasado, pero también mucho más preciso y ágil. Es el quinto modelo de la firma con la arquitectura TNGA, después del Camry, C-HR, Rav4 y Prius; la sexta será la nueva Highlander 2020 que llega a México a comienzos del año entrante.

Toyota Corolla 2020

El interior echa mano de materiales que se perciben de alta calidad, especialmente en la parte delantera y nos gustó el acomodo de los mandos, con una pantalla táctil de ocho pulgadas que cuenta con la interfaz de Apple y queda en la línea de visión del conductor, con los mandos de la climatización por debajo.

No es muy complicado encontrar una posición de manejo adecuada y en general, la ergonomía es adecuada para conductores de distintas tallas.

Toyota Corolla 2020

Corolla 2020, impresiones de manejo en autopistas mexicanas

Pasamos a lo que nos compete, el manejo. Pudimos probar a las dos versiones tope en la gama del Corolla 2020, el SE de 419,900 pesos con el motor de 2.0 litros y 168 hp y el Hybrid de 414,900 pesos.

En el apartado dinámico el nuevo auto está varios escalones por encima de lo que mostraba la generación pasada, que quedó de penúltimo en el mega test técnico de todo el segmento que hicimos a finales del año pasado.

El Corolla 2020 es un auto más sofisticado y eso lo sentimos al volante, como ya decíamos, la marcha es más cómoda pero a velocidades altas hay una sensación de aplomo que se encuentra solamente en algunos productos del segmento.

Además, la dirección es más rápida y en conjunto con el chasis más responsivo hacen que este sea el primer Corolla realmente ágil en muchos años. Con la suspensión más blanda puede pasar por pavimento irregular sin ser brincón.

No obstante, nos parece que le falta peso y especialmente cuando no vamos en el modo de manejo deportivo, eso puede hacerla algo imprecisa y desconectada a velocidades más altas.

Toyota Corolla 2020

El pedal de freno tiene una sensación de firmeza, como es común en autos que buscan precisamente ser más atractivos para el conductor, muerde con contundencia y es lineal; no hay que poner mucha presión para empezar a sentir al sistema actuando.

Con esto llegamos al tren motor del nuevo Corolla 2020, que consta de un nuevo impulsor de 2.0 litros con alta relación de compresión y 168 hp asociado a una transmisión automática con variador continuo que simula 10 cambios en modo manual y tiene paletas de cambio al volante, además de un engranaje físico de arranque que mitiga la molesta sensación de banda elástica al arrancar que es característica de este tipo de unidades y una simulación precisa entre cada cambio, que puede dar solo una ligera patada en los cambios ascendentes al acelerar al límite.

Como tal, el tren motor es muy nuevo a pesar de no contar con inducción forzada y entrega una respuesta más pareja en todo el regimen de funcionamiento; es similar hasta cierto punto a lo que ha hecho Mazda los últimos años.

Las versiones Base y LE del Corolla 2020, que no manejamos aun, mantienen el propulsor de la generación pasada con 1.8 litros, 140 hp y una caja automática CVT que simula siete cambios o bien, la manual de seis.

La transmisión ayuda a mantenerlo por arriba de las 5,000 rpm la mayor parte del tiempo, que es cuando más empuja, aunque en aceleraciones mantenidas es ruidoso y tenemos que decir que sí se entromete a la cabina más de lo que nos gustaría y más de lo que vemos en rivales como el Honda Civic, Volkswagen Jetta o Mazda3. Un poco más de material aislante o vidrios más gruesos le hubieran venido bien.

Por otro lado, a velocidades de autopista, la transmisión lo coloca por debajo de las 2,000 vueltas para optimizar el gasto de combustible y minimizar el ruido proveniente del motor. Nos hubiera gustado probar una versión SE con este motor y caja manual, pero dicha combinación no está contemplada para México en el corto plazo.

Toyota Corolla 2020

Corolla Hybrid, entrega los consumos que promete

El Corolla 2020 Hybrid mantiene los buenos atributos en el chasis, marcha e interior, pero los combina con el mismo propulsor del Toyota Prius, de 1.8 litros con 121 hp y 105 lb-pie de par. No es tan rápido como el SE, pero es menos ruidoso y consigue consumos de combustible muy bajos.

En autopista con manejo poco cuidadoso logramos extraerle unos sorprendentes 24 km/l, pero como ya sabemos, los híbridos brillan realmente en entornos urbanos, en donde conseguimos hasta 31 km/l en un trayecto corto en la ciudad de Querétaro de aproximadamente 6 km.

Por 414,900 pesos, el balance que tiene esta versión es sorprendente, manteniendo un alto nivel de equipamiento y siendo 30,000 pesos más accesible que el propio Toyota Prius en versión tope. La marca insiste en que con esta versión planean robarle ventas a otros sedanes compactos y no tanto al Prius, aunque la comparación era inminente.

De esta forma, el Corolla 2020 presenta un conjunto que puede darle pelea a los mejores compactos en nuestro país, con una dualidad interesante entre su versión más deportiva y la híbrida, enfocada totalmente a los consumos pero sin sacrificar refinamiento y sofisticación.

Toyota Corolla 2020

Son estas dos versiones las que quedan mejor paradas en el segmento porque en las Base y LE aunque el equipamiento es muy completo y ya tienen las ocho bolsas de aire del resto de las versiones y el control de estabilidad, el motor 1.8 no queda a la altura por desempeño de los 1.4 TSI del VW Jetta o del 2.5 del Mazda3 por precios similares.

Ahora lee

>> Toyota Corolla 2020: contra los mejores compactos en México

>> Euro NCAP le da 5 estrellas a los nuevos Mazda3 2019 y Corolla 2019

>> Toyota planea 12 nuevos lanzamientos en los próximos 3 años