Al momento

BMW M5 Competition Edition, el sedán deportivo sin compromisos

Si los bestiales 600 hp del BMW M5 no son suficientes para saciar tu hambre de velocidad, llega el M5 Competition Edition.

BMW ha comenzado a expandir la serie de productos de la gama M con una serie todavía más radical, que lleva el apellido Competition. Ya conocimos al BMW M2 Competition y ahora sigue el M5, que agrega 17 hp al número del M5 convencional y una curva de par más amplia, si bien el pico máximo es el mismo.

m5_competition_1

No todo es potencia, el M5 Competition recibe una serie de mejoras en el chasis que lo hacen todavía más maniobrable y ágil, con soportes de motor más firmes y una puesta a punto más rígida para la barra antivuelco trasero y los amortiguadores frontales. El nuevo M5 es más bajo y de serie viene con un camber más marcado en el eje frontal.

Estéticamente, se diferencia por algunos acentos en color negro en el exterior: alrededor de la parrilla, emblemas, espejos, manijas y salpicaderas. El contorno de las ventanas tiene un acabado negro metálico, que se expande hasta las puntas del sistema de escape. También adopta unos exclusivos rines de 20 pulgadas y cinturones de seguridad con los colores de BMW M.

m5_competition_02

Se puede pedir con el M Driver´s Package que elimina el limitador electrónico de velocidad y le permite alcanzar los 305 km/h, además de la opción de montar frenos carbono cerámicos.

m5_competition_3