Al momento

Ford y General Motors ponen punto final a Fiesta y Sonic

Son tiempos obscuros para las ventas de autos en Norteamérica, mientras los crossovers, SUVs y pick-ups toman el mando.

Ford y General Motors se desharán de sus modelos menos populares en Estados Unidos, que como la tendencia dicta, son los más pequeños y eficientes de sus portafolios. Como fue develado en exclusiva en el noticiero semanal por redes sociales de Autología, Chevrolet ya no venderá en México al Sonic 2018, pero el producto sí seguirá en nuestro vecino del norte para este año modelo.

No obstante, eso podría cambiar muy pronto, porque el subcompacto producido en México para toda la región estaría viendo su último año modelo; según reportes de WSJ, citando a fuentes anónimas, el Sonic dirá adiós a nivel global este mismo año.

ford_fiesta2016_titanium_34_front_01

Esto no significaría recortes al personal en la planta de Ramos Arizpe, en su lugar, es muy probable que este complejo comience a producir modelos de mayor demanda, como sucedió en San Luis tras el adiós al Aveo mexicano, sustituido por un nuevo y más capaz Aveo importado de China e incrementando la capacidad para Equinox y GMC Terrain.

Por otro lado, Ford diría adiós tanto a Fiesta como a Taurus, aunque este último sedán del segmento E no se vendió al público, solo a flotillas y como auto escolta en forma del Police Interceptor. El nombre Taurus fue descontinuado en 2006, siendo sustituido por el entonces recién nacido Fusion, y luego volvió en 2008 a reemplazar al Ford Five Hundred, como un auto un segmento por encima.

aveo_2019_02

Además, Ford también piensa deshacerse del Fiesta, y lo remplazaría en Cuautitlán un nuevo monovolumen híbrido para todo el continente, mientras que su lugar en el mercado mexicano lo ocuparía el superventas de la marca del óvalo, el Figo, con nuevas versiones más equipadas. El Fiesta ya recibió una nueva generación en Europa, pero en el desarrollo, no se contempló que pudiera venderse en Norteamérica como el actual.

General Motors considera poner fin a otros modelos de baja demanda, aunque en este caso, la decisión final estaría más lejos. Los modelos contemplados son Impala y Volt EREV, poniendo a la venta nuevos crossovers en sus lugares.

ford_figo_hb_01

Claramente, el mercado está alejándose de los autos y especialmente con Sonic y Fiesta, son subcompactos de bajo margen de utilidad, tampoco ayuda que el gobierno de Trump vaya a retroceder con los estándares de eficiencia y consumo impuestos por el expresidente Obama, punto en el que los subcompactos eran de mucha ayuda. Mientras, Taurus e Impala participan en un segmento que se encuentra detenido y ha recibido el duro golpe de las SUVs.

De seguir adelante, las medidas de Ford y GM serían parecidas a las que tomó FCA hace algunos años, descontinuando a los Dodge Dart y Chrysler 200 para dar prioridad a nuevos SUVs y crossovers.