Al momento

Un viaje por las 7 generaciones del Volkswagen Jetta

El nuevo Volkswagen Jetta ya llegó a nuestro país, ahora hacemos un repaso de todas sus generaciones.

Hasta hace unos años, antes de la llegada de la sexta generación, el Volkswagen Jetta había sido una variante del Golf con tres volúmenes, de forma similar a como lo hacen, por ejemplo, Mazda y Ford, con versiones sedán y hatchback del mismo coche en Mazda3 y Focus.

whatsapp-image-2018-03-21-at-1-53-23-pm

Con la popularidad del modelo en aumento en el hemisferio occidental, el Jetta se separó dramáticamente del Golf del que originalmente había derivado en 2011, compartiendo componentes, pero no el monocasco, para extenderse y poder darle al mercado norteamericano más de lo que piden, volumen interior.

Con el paso de los años, se convirtió en un icono en nuestro país, la alternativa inmediata para personas que buscaran el refinamiento de un sedán alemán, muy divertido de conducir, a un precio relativamente accesible y con un poco más que sus rivales en diferentes aspectos: más potencia o mejores materiales, por ejemplo.

Jetta (1979)

Jetta A1 1981 (Atlantic en México)

El Jetta nació en 1980 por la necesidad de entregar un sedán compacto al mercado norteamericano, que siempre ha preferido esta configuración sobre los hatchbacks y station wagon. En México conocimos a esta primera generación como Atlantic porque el gobierno buscaba incrementar el intercambio comercial en los puertos de México, y Atlantic hacía referencia a la costa oeste del país, que da hacia el Océano Atlántico, de ahí que el Golf A1 se haya llamado Caribe.

El auto se hacía en Puebla, México y para nuestro país contó con motores de 1.6, 1.7 y 1.8 litros, todos de cuatro cilindros con potencias de entre 65 y 85 hp, acoplados a transmisiones automáticas de 3 velocidades, o manuales de 4 y 5 velocidades. Se vendieron en México 101,800 unidades.

Jetta (1986)

Jetta A2 1987

Finalmente, el nombre Jetta llegó a nuestro país con la segunda generación en 1987, en un auto que seguía teniendo una clara cercanía con el Golf, pero que ahora era más largo, 10 cms exactamente.

Usó motores de cuatro cilindros, de inicio con 75 hp, pero que alcanzó hasta los 100 hp en el modelo 1991, sin olvidar al 1.8 litros Digifant con 90 hp. La producción siguió en Puebla, aunque también se produjo brevemente en Westmoreland, Virginia para el mercado norteamericano. En 1992 cesó la producción, con un total de 102,600 unidades colocadas.

Vento VR6 (1992)

Jetta A3 1992

Aunque en México siguió llamándose Jetta, los mercados europeos lo conocieron como Vento. Con la tercera generación el auto volvió a crecer, y la llegada de motores más potentes significó que el auto daría un salto importante hacia adelante.

Por primera vez, se montó un motor de 6 cilindros, el conocido VR6 de 2.8 litros con 174 hp, además de un entonces novedoso motor 2.0 litros de inyección multipunto con 115 hp, que se usó también en la cuarta y sexta generación. Además de Puebla, Wolfsburg y Osanbrück, en Alemania, estuvieron encargadas de la producción. El auto vendió 152,500 unidades durante su ciclo de vida, un incremento importante respecto a las dos primeras generaciones.

Produkte: Bora und Bora Variant (1999)

Jetta Mk4 1998

En Europa recibió el nombre de Bora, al igual que en algunos mercados sudamericanos en los que el nombre Jetta no era adecuado por costumbres lingüísticas. En México siguió como Jetta, y fue muy bien recibido, tanto que la producción siguió hasta 2013 e incluso se vendió en Canadá hasta 2010 con el nombre Citi Jetta, a la par con la quinta generación.

Tuvo motores de 2.0 litros con 115 hp, pero también estrenó el 1.8 turbo de 150 hp que tenía el Golf GTI, con la peculiaridad de que ese bloque tenía 5 válvulas por cilindro. En Europa, existió un motor VR5 de 2.5 litros, básicamente, el mismo bloque que el VR6 pero con un pistón menos.

volkswagen-clasico

Fue muy conocido por el eslogan “Todo el mundo tiene un Jetta, al menos, en la cabeza.” Es también el Jetta mejor vendido de la historia, con 693,400 unidades contando las ventas del Jetta Clásico.

Volkswagen Jetta

Jetta Mk5 2005 (Bora en México)

Tal fue el éxito de la cuarta generación, que cuando la quinta llegó a mercados globales, Volkswagen no resistió a la tentación de seguir vendiendo a la cuarta a la par como un modelo ubicado por debajo, de ahí que el Mk5 se conociera como Bora en nuestro país.

El Bora rompió varios paradigmas, y durante la presentación de este modelo en Estados Unidos se habló del nuevo auto como un sedán para personas que disfrutaban del manejo, competidor de autos como el Acura TSX o Volvo S40, por un precio inferior.

Fuente: VW Vortex

Fuente: VW Vortex

La producción se hizo en Puebla, esta vez para todo el mundo, enviado a otras plantas como CKD, o Complete Knock-Down Kits, es decir, el auto en piezas para que otras plantas lo ensamblaran. Estrenó un esquema de suspensión trasera multibrazo, marco delantero de aluminio para ahorrar peso y darle un mejor manejo, materiales interiores de primera calidad y la soldadura de láser para lograr un incremento notable en la rigidez estructural y con ello, una calidad de marcha soberbia.

El nombre Jetta volvió a todo el mundo, aunque en Sudamérica continuó llamándose Vento y en China se estrenó como Sagitar. Montó nuevos motores, de 5 cilindros de 2.5 litros con 150 hp, que en 2008 alcanzó los 170 equinos, y llegó el GLI con el nuevo motor TFSI de 2.0 litros con 200 hp, inspirado en el Golf GTI, además del TDI con inyección por bomba de 1.9 litros con 105 hp.

Bora GLI 2010

Fue el último Jetta en derivar directamente del Golf, y como dato curioso, el último año modelo que se produjo en 2010 tomó todos los componentes eléctricos y la puesta a punto al chasis mejorada del Golf Mk6, aunque con la carrocería del Mk5. En total se vendieron 121,500 unidades.

Comp_Jetta_Forte_22

Jetta Mk6 2011

Si cabe, es el Jetta más criticado de todos por varias razones. Hablábamos de que la quinta generación buscó colocarse como un sedán compacto generalista de gama alta, con muchas innovaciones, pero eso era costoso y para buscar ventas en el mercado estadounidense Volkswagen redujo los costos e incorporó materiales rígidos al tacto, frenos traseros de tambor, un submarco delantero de acero y volvió al esquema de suspensión de eje torsional. Además, se separó definitivamente del Golf.

Tampoco hubo una evolución mecánica considerable, ya que siguió utilizando el motor penta cilíndrico de la quinta generación que, aunque entregaba los mismos 170 hp que las ediciones finales, tuvo una afinación diferente en pro de los consumos de combustible que retrasaba ligeramente la entrega de par y lo hacía sentirse menos responsivo que el Bora.

whatsapp-image-2018-03-21-at-2-46-12-pm

A lo largo de su ciclo de vida volvieron los atributos que el público pedía, como la suspensión trasera multi link y los materiales acolchados, pero aparentemente, fue muy tarde, porque la imagen de un auto económico de menor costo que la generación pasada ya había quedado grabada en la memoria del comprador.

En Estados Unidos, comenzó a montar un motor TSI de 1.8 litros en el lugar del 2.5 litros, pero dicho motor, que hubiera ayudado, no llegó a México por una cuestión de costos. Se vendieron 301,300 unidades, eso sí, más del doble que el Jetta Mk5.

vw_jetta_2019_testtecnico_02

Jetta Mk7 2019

La nueva generación busca volver al camino de la quinta entrega, de nuevo con una evolución mecánica muy acertada, mejores materiales y por primera vez en casi 15 años, una arquitectura totalmente nueva, en forma de la plataforma MQB.

Ahora, el Jetta está totalmente enfocado al mercado americano, y no se exportará más a Europa u Oceanía porque el segmento de los sedanes compactos en aquellos países está muerto, además de que con sus 4,700 mm de largo es casi tan grande como el Passat europeo, y no tenía sentido ofrecer dos sedanes muy similares en dimensiones.

Lecturas relacionadas

>> Test técnico: Volkswagen Jetta 2019

>> Análisis de gama: Volkswagen Jetta 2019

>> En números: Volkswagen Jetta 2019 vs Kia Forte 2019