Al momento

Mini Cooper recibe una actualización de media vida para 2019, y este es el cambio más curioso

Mini les dará a sus modelos más tradicionales, los hatchbacks y el convertible, un rediseño de media vida para el año-modelo 2019. Los cambios estéticos son extremadamente sutiles tanto por dentro como por fuera, de hecho, el frente solamente presume de nuevos grupos ópticos de LED con un patrón diferente, ahora con un círculo completo.

En este mismo circulo, se incorporan los indicadores de giro color ambar, y en el lateral, todo permanece como antes, manteniendo la típica silueta británica y moderna de los Mini más recientes.

mini_2019_01

En la parte trasera Mini nos sorprende, y no es que los cambios sean considerables, pero sí son sumamente creativos. En lugar de los patrones circulares en las calaveras, ahora contempla unas unidades de LED con el mismo patrón que el de la bandera británica, haciendo honor a sus orígenes.

También se suman nuevos colores para la carrocería, y cualquiera de ellos puede combinarse con un paquete de apariencia que cambia los acentos en cromo por un detalle de color negro brillante.

mini_2019_03

El interior también se mantiene sin cambios importantes, ahora la pantalla táctil de 6.5 pulgadas va de serie y los hatchbacks pueden ordenarse con piel color café. Además, el paquete negro piano añade la bandera británica en el panel del lado del acompañante que puede encender con la iluminación ambiental.

Mecánicamente, esperamos los motores 1.5 litros turbo de 3 cilindros con 136 caballos de fuerza y el 2.0 litros de cuatro cilindros en los Cooper S, con 192 caballos y ahora acoplado a la nueva caja automática de doble embrague, además de la manual de 6 escalones.