Al momento

Análisis futuro: Chevrolet Sail ya rueda en México y llegará para remplazar al Aveo

Ya les habíamos contado que la marca de origen estadounidense preparaba una muy interesante estrategia con sus autos de entrada. Primero llegó el Beat como un rediseño del Spark Classic, en un par de semanas más llegará a México el Cavalier como alternativa al segmento de los sedanes subcompactos, pero con mayores dimensiones y volumen interior.

También hemos casado al Essentia rodando en nuestras calles, la versión sedán del Beat que podría ser ideal para taxis y Uber como competencia a los sedanes pequeños en México, entre ellos, el Hyundai Grand i10 y Ford Figo. Con todos estos autos, la incógnita seguía siendo el Aveo ya que ninguna cubría los atributos suficientes para sustituirlo, ¿cómo sería su remplazo?

watermark_2017-07-29-0

A pesar de que el superventas de la marca tuvo un rediseño meramente estético para el año 2017 y de que ahora ya monta bolsas de aire, frenos ABS, barras de protección lateral y columna de dirección colapsable, el auto será sustituido muy pronto, y este nuevo Sail sería el encargado de tomar su lugar en la gama. El Aveo fue el auto más vendido en México durante muchos años y colocó más de 300,000 unidades en nuestras calles en este período, pero todo parece indicar que ya tiene fecha de caducidad, 2019.

El nuevo Sail mide 4,300 milímetros de largo, justo en la media del segmento y apenas 4 centímetros más corto que el Aveo actual. La distancia entre ejes es 2 centímetros más larga en el Sail, por lo que, a pesar de ser más corto, deberá ser más amplio en el interior, especialmente para las plazas traseras, atributo muy buscado en este segmento. También es 2.5 centímetros más ancho que el Aveo y la altura es prácticamente la misma, con apenas un milímetro de diferencia entre uno y otro.

chevrolet_sail_001

Estructuralmente, echa mano de la nueva plataforma global para autos compactos de la marca, y el chasis contempla el uso de aceros de alta resistencia formados en caliente para una mejor rigidez, que debería ser la clave para la obtención de mejores calificaciones en las pruebas de impacto.

El auto tiene tres generaciones, la primera y la segunda se hacen en Argentina y Colombia y comparten el chasis con el Opel Corsa de segunda generación que en México fue conocido como Chevy, pero a México vendría la tercera generación, que de momento es exclusiva del mercado chino, pero que será exportada a mercados globales muy pronto, y el nuestro podría ser el primero en recibirlo directamente desde la planta de SAIC-GM en Shanghái, China.

chevrolet_sail_011

Se ofrece con dos motores, ambos de 4 cilindros, con 1.35 litros de desplazamiento y 101 caballos o bien, un 1.5 litros con apertura variable de válvulas que eroga 111 caballos de fuerza y que es el que podríamos ver en México. Este bloque incluso está equipado con sistema Start-Stop, lo que en conjunto con la apertura variable de válvulas dual (D-VVT) debería darle buenos consumos de combustible mezclados con un buen desempeño. Las cajas con manuales de 6 marchas o automáticas secuenciales de 5, que en teoría es similar a la caja i-Motion de Volkswagen.

Estéticamente se nota más moderno que el Aveo, y una de sus principales ventajas frente al auto actual viene cuando investigamos el equipamiento de seguridad, puesto que todas las versiones montan de serie frenos ABS, anclajes ISOFIX para sillas de bebé y doble bolsa de aire frontal. Adicionalmente, las versiones tope de gama contemplan control de tracción y bolsas de aire laterales lumbares para los pasajeros delanteros.

chevrolet_sail_009

Como podemos apreciar en las imágenes oficiales de General Motors China, el interior incorpora la nueva filosofía de diseño de Chevrolet, con un aspecto de mayor calidad y mejores materiales, aparte de que cuenta con interiores de doble tono, pantalla táctil central con MyLink y hasta quemacocos eléctrico, este último, un detalle único en este segmento

A reserva de que Chevrolet confirme oficialmente sus intenciones para lanzarlo en México, nos parece una buena alternativa al Aveo porque creemos que mantiene los atributos de economía y confiabilidad que lo han convertido en uno de los favoritos. De llegar a México, podríamos verlo en algún punto del año entrante, seguramente en el primer semestre, pero ya como auto modelo 2019.