Al momento

Análisis futuro: Los nuevos Audi A1 y Q3 llegarán en 2018 cargados de tecnología

En los últimos meses, Audi se ha dedicado a renovar una parte importante de su gama y a lanzar nuevos modelos para competir en segmentos en los que anteriormente estaba ausente, Q2 y el futuro Q8 son solo dos ejemplos.

Esos nuevos modelos son de suma importancia para las aspiraciones a futuro de la firma, pero tampoco debe descuidar a los autos que hasta ahora han sido vitales para su crecimiento. Desde Ingolstadt se anunció que sus modelos centrales, es decir, A1, A3, A6, A7 y A8, serían renovados en el transcurso de los próximos 12 meses.

Audi Q2 Edition #1

Estas imágenes no oficiales, generadas a computadora se han hecho tomando como base algunas fotos espía recientes y nos dan una buena idea de cómo se verán las nuevas generaciones de dos modelos que representan un gran volumen para la marca, y que, por lo tanto, son de gran importancia.

El plan es que ambos comiencen su producción y comercialización en Europa durante el tercer trimestre del 2018, por lo que deberían llegar al continente americano en aproximadamente 24 meses, para comienzos del 2019.

audi_a1_2019

Audi A1

Desde que se introdujo en el 2010, el A1 ha sido una de las cartas fuertes de Audi y la segunda generación ofrecerá niveles de refinamiento aún más altos, mejores consumos y tecnología de conectividad más moderna, en línea con lo que han comenzado a incorporar sus hermanos mayores.

Usará la versión recortada de la plataforma MQB, denominada MQB A0 que ya estrenó el SEAT Ibiza y que pronto aparecerá también en la SEAT Arona, Volkswagen T-Roc y Volkswagen Polo. El uso de esta base le permitirá entregar un manejo más dinámico, con menor peso y un mejor aprovechamiento energético.

En cuanto a diseño, es muy probable que incorpore algunas líneas del Q2 y un frente más agresivo, con líneas angulares. La distancia entre ejes crecerá, para albergar a 5 ocupantes con comodidad y mejorar el volumen del maletero.

Audi S1 Sportback

La nueva tecnología que veremos en el A1 es el cuadro de instrumentos digital, llamado Virtual Cockpit y una serie asistencias a la conducción que lo habilitarán para alcanzar cierto grado de autonomía. Los motores serán los diésel y gasolina con turboasistencia, pero en nuestro país esperamos únicamente a las variantes de gasolina, especialmente el nuevo TFSI evo de 1.5 litros con turbo de geometría variable y desactivación de cilindros. Como entrada a la gama, estaría el bloque tri-cilíndrico de 1.0 litros con 115 caballos de fuerza, en sustitución del actual 1.4 que entrega 125.

Más adelante, podrían llegar versiones e-tron con esquema híbrido enchufable o hasta una versión cien por ciento eléctrica con cero emisiones de gases contaminantes. A pesar de que el S1 de primera generación nunca llegó a comercializarse en México, habrá un nuevo S1 y ahora sí podríamos verlo en pavimento azteca, con tracción integral y un motor 2.0 litros TFSI de más de 260 caballos de fuerza. Un RS1 como tope de gama estaba estudiándose, aunque quizá no suceda para no canibalizar con el Audi S3.

audi_q3_2019

Audi Q3

La Q3 es vital para la rentabilidad de la compañía y la original será remplazada con una nueva generación que será presentada con seguridad en marzo de 2018, en el marco del Salón de Ginebra. El diseño será completamente nuevo, con una fuerte inspiración en la nueva Q5, pero habrá más que solo diseño, puesto que la actualización será absoluta.

Hasta ahora, la Q3 había estado basada en la plataforma de la anterior generación del Golf, llamada PQ36 por los ingenieros de Audi, pero la nueva tomará la plataforma MQB, esta vez en su variante larga, como la que se usa en el más reciente Golf o Audi A3. Uno de los adelantos más importantes que veremos tendrá lugar en la cabina, con nuevas tecnologías y un diseño muy parecido al de la Q5, con mandos táctiles y cuadro de instrumentos digital.

RS Q3 6

Como con el A1, los motores serán todos turbocargados y alimentados por diésel o gasolina, con 3 o 4 cilindros, cubicajes de entre 1.0 y 2.0 litros y opciones híbridas que se incorporarán a la gama unos meses más adelante. El motor más interesante seguramente será el nuevo 2.0 litros TFSI que compartirá con la Tiguan, este motor destaca por el excelente balance que logra entre consumos y desempeño.

Lo que sí es un hecho, es que la RS Q3 con motor de 5 cilindros regresará con esta segunda generación como parte del plan de Audi Sport de expandir su gama de autos deportivos para rivalizar con BMW M y Mercedes-AMG. Especulamos que, como sucede con el RS3, desarrolle 400hp y pueda acelerar de 0 a 100 kilómetros por hora en menos de 4 segundos.

De esta Q3 se derivará la Q4, con una silueta de coupé y un enfoque más personal. La receta ya la utiliza BMW con la X3 y X4; y Mercedes-Benz para la GLC y GLC Coupé y ha sido enormemente exitosa, no vemos razones por las que Audi no pueda hacer lo mismo.

Imagenes | Motoring