Al momento

#SemanaDeLaLlanta: ¿cómo afecta la presión de los neumáticos al manejo de nuestro automóvil?

En Autología nos preocupamos por tu seguridad, por eso es que queremos ayudarte a que conozcas las desventajas que tiene el conducir con presiones incorrectas en los neumáticos. Por eso nos dimos a la tarea de hacer un sencillo experimento descrito a continuación.

Usamos un VW Bora con transmisión manual y motor de 2.5L modelo 2010 con llantas Kumho Ecsta SPT tamaño 205/55R16 en buen estado. La presión recomendada por la armadora para este modelo es de 32psi en condiciones generales, manejo de ciudad a bajas velocidades y sin carga. Para nuestro experimento, jugamos con las presiones hacia arriba y hacia abajo de lo recomendado: primero tres días a 36psi y luego otro tanto con la presión a 28psi. Estas fueron las sensaciones de manejo que percibimos.

Neumaticos_Tips_05

FreedigitalPhotos.net

36psi

Primero, añadimos las cuatro libras adicionales e inmediatamente notamos que en vías de alta velocidad (70 u 80km/h) el auto no se sentía igual y daba la sensación de que volaba sobre el pavimento en vez de pegarse a él y las reacciones a la hora de girar se sentían torpes por más ligeras que estas maniobras fueran

También notamos que la calidad de marcha se vio afectada y el coche tenía una marcha más brincona; las imperfecciones se sentían más y arrancando en subida o con piso mojado, el control de tracción tenía que intervenir con mayor anticipación para darle al auto el agarre necesario para ponerse en marcha.

Sabemos también que unas llantas infladas por encima de la presión recomendada tienden a desgastarse prematuramente de la costilla central a largo plazo ya que es esta sección es la que lleva la carga del vehículo en estas condiciones de presión. También sabemos que un juego de llantas con una presión mayor a la recomendada son más propensas a poncharse si caemos en un bache ya que el compuesto se tensa y pierde capacidad de amortiguamiento, dejando este trabajo a los amortiguadores en lugar de trabajar en conjunto con ellos.

FreedigitalPhotos.net

FreedigitalPhotos.net

28psi

Para la segunda etapa, y con las llantas en frío, le quitamos presión a los neumáticos y las dejamos en 28psi, el coche se sentía más seguro y estable aún a bajas velocidades, mejoró notablemente el carácter del auto, como si lo hubiéramos cambiado por completo con solo quitarle unas libras; la marcha mejoró notablemente pero empeoró la aceleración, para adelantar en vías primarias el motor debía hacer un esfuerzo mayor y, aunque no hubo tiempo de probar los consumos, sabemos que estos empeoran notoriamente con la llanta baja ya que, como mencionábamos, el motor y transmisión deben estirarse más porque las llantas generan mayor fricción y es como si estuviéramos arrastrándolas.

A largo plazo, unas llantas con menos aire del recomendado se gastan prematuramente, pero de los costados del piso de la llanta ya que de nuevo, son estos los que llevan la carga del auto entero.

Neumaticos_Tips_02

FreedigitalPhotos.net

Y bien, ¿Cómo se cuál es la presión adecuada para mis neumáticos?

En muchas de las vulcanizadoras o gasolineras de nuestro país se dice que la presión adecuada para una llanta debe ser del doble del tamaño del rin, es decir, una llantas de 14 pulgadas deben llevar 28psi, unas de 15 deben tener 30psi, unas de 16 estarán bien con 32 y así sucesivamente, y aunque en algunos casos esta teoría puede ser acertada, no siempre aplica pues la presión depende también de la carga, ancho y sobretodo, del perfil del neumático.

Para conocer la presión ideal de nuestras llentas en diversas condiciones es recomendable revisar el manual de usuario o bien, las calcomanías que se encuentran la interior de la tapa del tanque de gasolina o en el marco de la puerta del conductor y que nos muestra la presión en diferentes condiciones de carga.

Recuerda medir la presión por lo menos cada quince días y hacerlo en frío, es decir, evitar rodar más de 5 km a la gasolinera a realizar la presión y también es recomendable hacerlo por la mañana, así no habrá variaciones por rodamiento o temperatura exterior.