Al momento

Renault y Nissan, víctimas de ciberataque

Diversas plantas del Grupo Renualt-Nissan detuvieron actividades después del ataque cibernético que vivió el viejo continente en las últimas semanas. Una factoría de Nissan en Reino Unido y al menos tres plantas de Renault en Francia, decidieron suspender producción por el peligro que podría ocasionar un hackeo en las líneas de montaje.

El 12 de mayo terroristas cibernéticos atacaron a diversas empresas alrededor del mundo. Según conocemos, este ataque, nombrado “WannaCry”, afectó a más de 100 mil organizaciones y 250 mil personas a nivel mundial.

Las actividades de las plantas automotrices se detuvieron en forma de prevención para evitar que el virus se difundieron y también, para evitar algún tipo de accidente con las máquinas y robots en las líneas de ensamble. Obviamente, este paro en la producción de los coches japoneses y franceses, representó una perdida monetaria a las armadoras.

La planta de Nissan que detuve actividades se encuentra en la localidad de Sunderland y sus sistemas fueron afectados en la noche del pasado viernes. Por otro lado, Renault vio afectadas sus instalaciones de Sandouville. Ambas automotrices comunicaron que ya están trabajando en contra de este ciberataque y que muy pronto volverán a circular en normalidad.