Al momento

Análisis Comparativo: Chevrolet Malibu, Ford Fusion, Hyundai Sonata y Kia Optima, los sedanes medianos turbocargados en México

El segmento de los sedanes medianos en México es uno de los más variados del mercado porque hay diferentes enfoques y formas de entender lo que un auto familiar debe ser y hacer en un rango de precios cercano. Ya te contábamos sobre los sedanes medianos con motores de 6 cilindros y ahora le toca el turno a los que conciben el segmento de manera distinta y, para sus versiones potenciadas, eligen motores de 4 cilindros que, con ayuda de un turbocargador, entregan números de potencia similares a los de un motor más grande, mucho torque desde pronto en el rango de funcionamiento del motor y consumos de combustible superiores.

apertura_sedanes_medianos

Hay que resaltar que a pesar de que todo apunta a que los motores de gasolina van a vivir unos años más, estos serán más pequeños y eficientes cada vez, con alguna excepción. Los motores turbo de cuatro cilindros sí pueden ser más eficientes, siempre y cuando sepamos cómo usarlos para exprimirles lo mejor, en algunos casos, pueden más ‘gastalones’ que los motores V6 y es por eso que algunas personas siguen prefiriendo los bloques de mayor capacidad. La gran prueba de esto es el nuevo Toyota Camry 2018 que se presentó en el Salón de Detroit hace unas semanas, todos esperábamos un bloque turbo, pero Toyota refinó el V6 existente y lo dotó de inyección directa para entregar consumos estupendos, con las sensaciones de un motor V6.

Claro que por tratarse de autos familiares con precios superiores a los 300,000 pesos el equipamiento de seguridad es completo para todos, encontramos al menos 6 bolsas de aire, control electrónico de estabilidad y anclajes para sillas de bebé.

2016 Chevrolet Malibu

Chevrolet Malibu

El Malibu es uno de los autos más recientes del segmento, pues la nueva generación llegó a nuestro país hace apenas un año, y mejoró notablemente varias áreas en las que el anterior no destacaba y que son muy valoradas por los compradores de este tipo de autos, por ejemplo, el espacio en plazas traseras. Se percibe un interior bien logrado, con materiales de muy alta calidad y lo último en tecnología de info-entretenimiento y conectividad de General Motors, con OnStar, tecnología 4G e interfaces para Android o Apple, es uno de los más tecnológicos de la categoría en la que participa.

¿Por qué un Malibu?

Motores turbocargados en toda la gama

Equipamiento y tecnología

Calidad de materiales

También es innovador en cuanto a motores ya que es el sedán mediano con el propulsor más pequeño en México y también el único que presume de motores turbo en toda la gama, de solo 1.5 litros para las versiones de acceso, no se queda atrás en potencia y sí entrega muy buenos consumos de combustible en ciudad y autopista. Las versiones topes de gama echan mano de un moderno motor de 2.0 litros con 250hp, acoplado a una transmisión automática de 9 relaciones.

En contra tiene que, junto con el Fusion, es uno de los más costosos y las versiones de entrada se acercan a los 400,000 pesos mientras que las tope superan ya el medio millón y se ubican cerca de sedanes Premium como el Audi A4 o el Infiniti Q50.  Creemos que en la gama del Malibu hay espacio para ubicar a una versión intermedia entre los LT 1.5T y los LT Piel 2.0T, ya que la diferencia de precios entre esas dos versiones supera los 80,000 pesos.

Precios y versiones:

LS 1.5T – $393,300

LT 1.5T – $414,300

LT Piel 2.0T – $500,800

Premier 2.0T – $525,800

Motores:

L4 1.5L turbocargado; 160hp @5,600rpm y 184lb-pie @2,500-3,000rpm

L4 2.0L turbocargado; 250hp @5,300rpm y 258lb-pie @NDrpm

Transmisiones:

Automática; 6 velocidades (1.5T)

Automática; 9 velocidades (2.0T)

Volumen en cajuela:

447L

Consumo mixto estimado [1.5T|2.0T]: 17.5|14.6km/L

ford_fusion_hybrid_01

Ford Fusion

Es el único auto de este segmento que se fabrica en tierras mexicanas y también es el auto más exportado, ya que su producción va al mercado estadounidense, canadiense y también al medio oriente. El equipamiento de tecnología del Fusion se encuentra a la altura, el sistema de conectividad SYNC 3 es amigable e intuitivo e incorpora interfaces Android Auto y Apple CarPlay, muy útiles en este tipo de autos y, por el precio, necesarias. También es el único automóvil de esta categoría en México que puede elegir con una motorización híbrida y consumos superiores a los 25km/L.

¿Por qué un Fusion?

Sensaciones de manejo

Motor EcoBoost 2.0 litros

El único híbrido en el segmento

Bajo el cofre, tres opciones de propulsión, el de entrada es un 2.5 litros de cuatro cilindros con 175hp, ya es bien conocido por los mexicanos y se ofrece también en la Ford Escape. El motor que a nosotros nos gusta más es el EcoBoost de 2.0 litros turbocargado que funge como la opción más emocional, entrega 245hp y se asocia a una caja automática de 6 cambios. Finalmente, el ya citado híbrido, desarrolla 188 caballos de potencia cortesía de combinar un motor atmosférico de 2.0 litros con una batería de 7.6kW-h.

Por las sensaciones de manejo, es uno de los mejores del segmento rivalizando incluso con algunos sedanes de gama alta. El punto negativo que encontramos es que es, versión por versión, el más costoso de este segmento con precios que van desde los 421,000 pesos para las versiones de entrada hasta los 548,000 para las versiones Titanium. El híbrido se ofrece en dos versiones, con completo equipamiento, pero por encima de los 560,000 pesos.

Precios y versiones:

S – $421,200

SE Advance – $469,900

SE Luxury Plus 2.0T – $516,200

Titanium 2.0T – $548,200

SE Híbrido – $563,600

SE LUX Híbrido – $597,800

Motores:

L4 2.5L; 175hp y 175lb-pie

L4 2.0L turbocargado; 245hp y 270lb-pie

L4 2.0L híbrido: 141hp (+47) y 129lb-pie

Transmisión:

Automática; 6 velocidades

Volumen en cajuela: ND

Consumo mixto estimado [2.5L|2.0T|Híbrido]: 14.8|14.0|25.8km/L

Hyundai Sonata 2015_01

Hyundai Sonata

Dentro de este grupo de autos y en el segmento como un todo, este quizá tenga un atributo muy específico que algunos de los clientes buscan y es que, aunque no nos gusta juzgar a un auto por el diseño porque entendemos que es un factor subjetivo, es evidente que el Sonata busca sobriedad y elegancia, es un automóvil que arriesga menos con su diseño, más maduro podríamos llamarlo y similar a lo que nos presentan productos como el Volkswagen Passat o Nissan Altima. Por ejemplo, esta sensación de madurez se percibe desde que operamos el sistema de info-entretenimiento, es uno de los más sencillos de usar.

¿Por qué un Sonata?

Diseño maduro, elegante

Precio de entrada más bajo

Motor base con inyección directa

El Sonata ofrece dos motores, el primero es un bloque con inyección directa de combustible de 2.4 litros y 185 caballos de potencia mientras que el de las versiones Sport es un 2.0 litros turbocargado con 245 equinos. Ambos van acoplados a una transmisión automática de 6 cambios con modo manual. Se agradece que, aunque el motor de entrada no es turbocargado, ofrece inyección directa de combustible y eso se nota en los consumos, de hasta 16 kilómetros por litro en manejo mixto.

Creemos que el foco que la marca coreana le da a su auto mediano es acertado, mientras que otros son de orientación hasta cierto punto juvenil, el Sonata atrae a clientes que buscan un auto sobrio y completo, con buenos acabados y motorizaciones competentes, deja esa orientación juvenil al más pequeño Elantra.

Precios y versiones:

GLS – $345,910

Premium – $377,330

Limited Navi – $422,330

Sport 2.0T – $452,330

Motores:

L4 2.4L DI; 185hp @6,000rpm y 178lb-pie @4,000rpm

L4 2.0L turbocargado; 245hp @6,000rpm y 260lb-pie @4,000rpm

Transmisión:

Automática; 6 velocidades

Volumen en cajuela: 462L

Consumo mixto estimado [2.4L|2.0T]: 16.4|14.1km/L

Kia_optima_Turbo_01

Kia Optima

Comparte muchos de los componentes mecánicos con el Sonata, entre ellos, el chasis, motores y transmisiones. Sin embargo, es un auto de foco completamente distinto porque si su primo de Hyundai es el más sobrio, este busca precisamente lo contrario, el diseño es afilado y buscará atraer a clientes jóvenes. Por como lo vemos nosotros, quizá sea el sedán mediano más atractivo para compradores que actualmente posean un hatchback compacto y busquen dar el salto por necesidad de espacio cuando la familia comienza a crecer.

¿Por qué un Optima?

La garantía más amplia del mercado

Completo equipamiento desde versiones básicas

Relación valor-precio

Los motores son de 2.4 litros con inyección directa o bien, un 2.0 litros turboasistido para la versión tope de la gama. De potencia idéntica a los motores que se encuentran bajo el cofre del Sonata, el foco del Optima va más orientado hacia el manejo deportivo en caminos sinuosos que a la suavidad de marcha y estamos seguros que habrá quienes valoren ambas propuestas.

El gran diferenciador del Optima es, a nuestro juicio, la excelente relación valor precio porque desde versiones EX y por menos de 390,000 pesos se accede a un muy alto nivel de equipamiento, con quemacocos, pantalla táctil con conectividad para teléfono inteligente y asientos forrados en piel. Por su parte, la variante tope de la gama echa mano de un motor turbo por 460,000 pesos y hay que desembolsar cerca de 60,000 pesos más con el Fusion para acceder a una motorización similar.

Precios y versiones:

LX – $351,900

EX – $381,900

EX Pack – $421,900

SXL Turbo – $461,900

Motores:

L4 2.4L DI; 185hp @6,000rpm y 178lb-pie @4,000rpm

L4 2.0L turbocargado; 245hp @6,000rpm y 260lb-pie @4,000rpm

Transmisión:

Automática; 6 velocidades

Volumen en cajuela: ND

Consumo mixto estimado [2.4L|2.0T]: 16.0|14.3km/L