Al momento

Última Hora: EPA acusa a FCA de no revelar el software de emisiones en su motor turbodiésel

La agencia encargada de la protección ambiental en Estados Unidos (EPA) entregó una advertencia de violación a FCA por supuestas violaciones al Acta para el Aire Limpio (CAA), que instaló y no reveló el software de control de emisiones en los modelos 2014, 2015 y 2016 de las Jeep Grand Cherokee y Ram 1500 con el motor turbodiésel de 6 cilindros y 3.0 litros. Este software tiene como consecuencia que las emisiones de gases tipo NOx de los vehículos que lo equipan se vean incrementadas en estos autos bajo ciertas circunstancias. La violación incluye a 104,000 unidades y la EPA ya trabaja de la mano con la Junta de Recursos del Aire en California (CARB), que también hizo pública la advertencia.

“No develar software que puedan afectar las emisiones en el motor de un auto es una violación seria a la ley y puede resultar en contaminación peligrosa al aire que respiramos.” Dijo Cynthia Giles, administrador asistente de la EPA en la oficina que se encarga de cumplimiento de normas. “Continuamos con la investigación sobre la naturaleza y el impacto de estos dispositivos. Todas las armadoras deben jugar bajo las mismas reglas y seguiremos investigando a las compañías que ganen ventaja ilícita e injusta.”

RAM13

“De nuevo, una armadora tomó la decisión de saltar las reglas y fue atrapada en el acto” dijo Mary D. Nichols, presidente de CARB. “CARB y la EPA se comprometieron a continuar con pruebas a autos tras el caso de Volkswagen y esto es un resultado de dicha colaboración.”

El Acta de Aire Limpio exige a las armadoras que demuestren a la EPA que sus productos cumplen con los estándares de emisiones federales a través de procesos de certificación. Estos procesos demandan a las marcas que revelen y expliquen todo software, conocido como dispositivo auxiliar de control de emisiones, que pueda alterar la forma en la cual un vehículo emite contaminación al aire. Es decir, en el caso de FCA y a diferencia de lo que ocurrió con Volkswagen, el software descubierto hasta ahora no es ilegal, pero la falla fue no develarlo a las agencias competentes a pesar de estar enterados de que dicho anuncio era mandatorio.

2014 Jeep Grand Cherokee Summit

Vendiendo autos que lo equipan sin haberlo hecho público, FCA violó las normas establecidas en el Acta de Aire Limpio y podría ser responsable de penas civiles por las supuestas violaciones especificadas en el aviso de violación emitido. La EPA continúa investigando si los controles auxiliares de emisiones contienen el dispositivo de anulación, mismos que sí son ilegales.

Al respecto, FCA US respondió que se encuentra decepcionada por la decisión de la EPA porque confía plenamente en la tecnología de control de emisiones que equipan sus vehículos. También declara que pretenden trabajar de la mano con la administración entrante para presentar el caso y resolver este asunto de forma justa y equitativa y también para asegurar a la EPA y a sus clientes que los vehículos diésel de la marca cumplen con todos los requerimientos.

2014-jeep-grand-cherokee-3-0l-ecodiesel-v-6-engine-1

FCA explica en el comunicado oficial que sus motores diésel están equipados con hardware de control de emisiones de última generación y que todas las armadoras deben aplicar ciertas estrategias para controlar las emisiones y balancear los requerimientos de la EPA que se refieren a las bajas emisiones de gases NOx y los requerimientos de durabilidad, desempeño, seguridad y consumos de combustible. FCA cree firmemente que sus sistemas de control cumplen con los estándares existentes.

Finalmente, declaran que buscan la oportunidad de encontrarse con los representantes de la EPA para demostrar que las estrategias de control de emisiones utilizadas están justificadas y que no son dispositivos de anulación, para resolver este asunto rápidamente. Si se confirmara que los dispositivos son de anulación, FCA podría ser sometida a multas de hasta 45,000 dólares por cada auto involucrado.

2014 Ram 1500

Estos motores no estuvieron disponibles en México ya que ambos modelos afectados se ofrecieron exclusivamente con mecánicas de gasolina.