Al momento

#FrenteAFrente: Acura NSX vs Audi R8, dos cohetes preparados para sacarte más que una sonrisa

Con el arribo del NSX a nuestro mercado, la oferta de superdeportivos ha evolucionado hacia un apartado que no conocíamos. Por primera vez, las automotrices están destinando para México a casi toda su gama de vehículos de altos vuelos. El R8 ya es un viejo conocido en el país por su increíble relación precio/prestaciones, mientras que el legendario NSX hace finalmente su entrada a nuestro territorio.

En esta ocasión decidimos traerles a dos bólidos que ya se venden en México y que tienen mucha herencia deportiva del mundo de las carreras. Ambos superan los 2 millones de pesos, por lo que adquirir algún ejemplar de estos representa un gasto que sin duda, tiene que ser analizado.

La potencia es muy similar en ambos, pero los motores no. Los asiáticos decidieron emplear una mecánica turboalimentada con ayuda eléctrica muy parecida a la de los monoplazas de F1 actuales, mientras que Audi, sigue montando ese exquisito y grecorromano propulsor atmosférico de 10 pistones en configuación “V”. En la actualidad ya quedan muy pocos V10 en líneas de producción.

nsxr8-autologia-1

Acura NSX

Cuando el NSX de primera generación hizo su debut hace poco más de 25 años, su arribo cambió inmediatamente la manera en como el mundo percibía los automóviles deportivos japoneses. La introducción de dicho modelo marcó una nueva era para Honda/Acura acercando al público a un coche de carreras homologado para rodar en calle.

Acura no podía quedarse sin su histórico NSX y por eso decidió desarrollar a la segunda edición de este deportivo. En el apartado estético encontramos el nuevo planteamiento Interwoven Dynamic, que refleja dinamismo y en consecuencia, cada línea de la carrocería fue optimizada para obedecer a las capacidades y poderío del nipón.

Como equipo de serie, el NSX 2017 cuenta con rines forjados de aluminio de 19 pulgadas al frente y 20 pulgadas en la parte posterior. Calza neumáticos Continental Conti-Sport Contact 5P (245/35ZR19 al frente y 305/30ZR20 atrás) desarrollados especialmente, frenos cabonocerámicos con potencia para controlar a los 573 HP y, un par de propulsores eléctricos para apoyar la dinámica del tren motriz.

En concreto, el corazón de esta nueva joya de la ingeniería japonesa está encabezado por el motor V6 de 3.5 litros DOHC a 75° con lubricación de cárter seco y una nueva transmisión de nueve relaciones de doble embrague (9DCT) que en conjunto mandan la potencia al eje trasero. El impulsor está compuesto por dos turbocompresores con presión máxima de 15.23 psi y dos motores eléctricos que se sitúan en cada rueda del eje delantero.

 

MOTOR:  3.5 litros V6 turbocargado de 573 HP con apoyo eléctrico

CAJA: DCT de doble embrague con nueve cambios

VELOCIDAD MÁXIMA: 330 km/h limitado electrónicamente

TRACCIÓN: Trasera

 

PRECIO

NSX (tope de gama) – 4,600,000 MXN

nsxr8-autologia-2

Audi R8

El R8 es, definitivamente,  la joya de la corona de Audi. Sus cimientos llegaron directamente de los prototipos de la marca en los campeonatos mundiales de resistencia y desde 2006, se denominó como el superdeportivo con la mejor relación precio/beneficio. Estamos hablando de que sus prestaciones y su estructura deportiva lo pusieron a competir directamente con el Ferrari 458 Italia, el Lamborghini Gallardo y el Porsche 911 Turbo, pero gracias a su contenido costo, el Audi resultaba ser la mejor  opción para el mercado entusiasta.

A nuestras tierras llegó como modelo 2017 y ahora deja de hacer uso del propulsor 4.2 V8 para dar paso a dos 5.2 litros V10 con diferentes cifras de potencia. El primer diez cilindros tiene una potencia de 540 HP a 7,800 rpm y logra una aceleración de 0 a 100 km/ en 3.5 segundos, mientras que en la variante V10 Plus los metales son puestos a punto para entregar 610 HP a 8,250 vueltas y una aceleración 0 a 100 km/h en 3.1 segundos. La velocidad máxima es de 325 km/h en ambas versiones.

Los motores se acoplan a una transmisión automática S-Tronic de doble embrague y siete cambios, que a su vez se acompaña de la tracción integral quattro de la firma. Además, la nueva construcción del R8 aumenta en un 40% la rigidez de la carrocería y reduce en un 15% su peso en relación con su antecesor. Asimismo, el chasis y diferentes elementos estructurales están creados con una combinación de fibra de carbono reforzada con plásticos CFRP para reducir masas y aumentar el dinamismo del vehículo.

En el interior encontramos todo tipo de tecnología activa y pasiva. El Virtual Cockpit mantiene todos los sistemas del coche enfocados hacia el conductor, mientras que el volante tiene selectores para configurar los modos de manejo y la apertura de válvulas de escape.

 

MOTOR:  5.2 litros V10 de 540 o 610 HP

CAJA: S-Tronic de doble embrague con siete cambios

VELOCIDAD MÁXIMA: 325 km/h limitado electrónicamente

TRACCIÓN: Integral (quattro)

 

PRECIO

V10 con 540 HP – 2,595,000 MXN

V10 Plus con 610 HP – 2,995,000 MXN

 

nsxr8-autologia-tras

¿Cuál se lleva la de cuadros?

En el papel y a falta de ponernos tras su volante, parece que el desarrollo del NSX está más enfocado hacia el circuito. La tracción trasera es un punto fuerte muy importante, mientras que el desarrollo de la suspensión y dirección también se enfoca en transmitir mucho al conductor.

El R8 es redondo en todos los aspectos. Es mucho más barato que el NSX, tiene un mejor acabado interno, más tecnología y mejores materiales. Pero talvez es tan perfecto que su manejo pierde en cierta medida la esencia de la conducción deportiva; ahí tiene un punto el Acura. De igual forma, creemos que el millón y medio más que se tiene que pagar por el NSX es el detonante a que R8 gane la comparativa.